Se dice…

14

Que no tardaron mucho los nuevos legisladores federales en caer en mentiras y contradicciones, en olvidar lo que ofrecieron en campaña. Se trata de los representantes del partido Morena, que ofrecieron que se bajarían el sueldo, como parte de un plan de austeridad. Se lo prometieron a millones de mexicanos que les creyeron y votaron por ellos, pero que ahora seguramente estarán decepcionados.

Que el presidente electo Andrés Manuel López Obrador y militantes de su partido Morena, repitieron en más de una ocasión que los diputados reducirían sus salarios a partir del primero de septiembre, día en que inició labores la 64 Legislatura. Al final, Morena anunció que no habrá recortes “por el momento” debido a la falta de acuerdos.

Que eso de los acuerdos es otra mentira de los de Morena, puesto que tienen mayoría absoluta en el Senado y Congreso Federal, y por tanto, no necesitan hacer acuerdos con nadie más para aprobar las iniciativas. Pero no son tontos como para ir en contra de sus propios bolsillos y prefieren buscar pretextos.

Que esto significa que la bolsa mensual de los legisladores seguirá siendo de 149 mil 230 pesos, 43 mil 230 más que el tope salarial que prometió López Obrador durante su campaña. Ah pero eso sí, los de Morena buscan desviar la atención bajo el argumento que recortaron otros gastos. Sí, está muy bien que ahorren, se les aplaude, pero ¿cuándo cumplirán lo que ellos prometieron en campaña y ahora dicen que siempre no? Hay que ser congruentes.