Capricorn y Citla entregan renuncia parcial a licitación

22

Yeshua Ordaz/México

La Comisión Nacional de Hidrocarburos (CNH) aprobó la resolución por la que se inicia el procedimiento de terminación anticipada por renuncia parcial del área contractual G-TMV-01 de la primera licitación de la Ronda 3, en la que Capricorn Energy y Citla Energy tienen un contrato para la exploración y extracción.
El área contractual cuenta con una extensión de 961 kilómetros cuadrados frente a las costas de Tamiahua, en Veracruz, en el que Capricorn Energy es el operador del contrato a 30 años, bajo la modalidad de producción compartida, informó la CNH durante su cuadragésima sexta sesión extraordinaria.
“El mismo día de la fecha efectiva, el operador notificó a la comisión la renuncia irrevocable a una parte del área contractual, 467 kilómetros cuadrados que representa 49 por ciento del total, por motivo de protección al ambiente en sitios marinos prioritarios importantes y por su cercanía con áreas naturales protegidas”, señaló el comisionado Héctor Moreira.
El comisionado presidente, Juan Carlos Cepeda, señaló que es una prerrogativa en todos los contratos el que se pueda ir liberando área. “Es la lógica de estos contratos de exploración y extracción, en la fase de exploración se inicia con una extensión amplia y el contratista va liberando, llevándolo al límite y cuando existe un descubrimiento lo delimita y todo lo demás se libera”.
En noviembre del año pasado Canamex Energy Holding, conformada por la holandesa Canamex Dutch y las mexicanas Perfolat de México y American Oil Tools, solicitó a la CNH la renuncia al campo adjudicado en la tercera licitación de la Ronda 1.
Esta fue la primera renuncia a un campo licitado, el activo fue Moloacán, en Veracruz, al considerar que la inviabilidad económica después de ofrecer una regalía que ofrecieron era muy alta, por lo que tuvieron que cubrir la pena convencional de un millón 975 mil dólares, derivado del incumplimiento del programa mínimo de trabajo.

A favor del planeta
El gobierno entrante tiene la oportunidad de fortalecer el liderazgo de México en el tema climático, por lo que es necesario repensar las inversiones en capacidad adicional de refinación de petróleo y no invertir en activos que nos atarán por mucho tiempo a tecnologías que ya van de salida, señaló el director de Cambio Climático y Energía del World Resources Institute (WRI), Andrés Flores.
“Para lograr esta aspiración de autosuficiencia energética en México se debe invertir en algo que el país tiene disponible, que son las energías renovables, y menos en capacidad adicional de generación, o la que ya tenemos que funcione bien, que sea más eficiente; pero no en nueva capacidad, cuando no está ahí el negocio ni el mayor beneficio social y ambiental”, explicó el directivo.
Durante la presentación del documento “Mejores prácticas en México para abatir las emisiones de metano en el sector de hidrocarburos”, elaborado por el Environmental Defense Fund y el Clean Air Institute, se explicó que el metano genera 25 por ciento del calentamiento global y grandes cantidades de este gas se escapan a la atmósfera por fugas y venteo, que ocurren a lo largo de toda la cadena de suministro de petróleo y gas.
Al respecto, el documento señala que México es el quinto emisor más importante de metano en el mundo, y el director general adjunto del Instituto Mexicano para la Competitividad (IMCO), Manuel Molano Ruiz, coincidió en que habrá que pensar sobre los activos varados, ya que se está en un proceso de transición energética que solo dejará “fierros” que no sirven para nada, refiriéndose a las refinerías.
El director de asuntos internacionales de energía del Environmental Defense Fund, Drew Nelson, dijo que la ASEA tiene propuesta una regulación que plantea reducir la contaminación por emisiones de metano entre 40 y 45 por ciento para 2025, y así alcanzar los compromisos climáticos de México en el acuerdo de París.

Milenio Diario