AMC pide aval para presidencia nacional del PRI

59
Entrega de la presea "Rafael Rodríguez Barrera" al mérito militante a Beatriz Paredes Rangel, senadora.

Alejandro Moreno Cárdenas ratificó que buscará la dirigencia nacional del Partido Revolucionario Institucional, una vez que se emita la convocatoria respectiva y así encabezar un liderazgo real y auténtico, nacido de las bases, para impulsar el proyecto de reforma más grande en la historia del tricolor y construir una nueva alternativa política que conduzca a recuperar la Presidencia de la República en 2024.
En la quinta sesión ordinaria del Consejo Político Estatal del PRI, donde hizo entrega a la senadora Beatriz Paredes Rangel de la presea “Rafael Rodríguez Barrera” al Mérito Militante, aseveró que se equivocan quienes en la transición democrática de México exigen la desaparición del Institucional, por lo que llamó a sus correligionarios a librar la batalla más grande en la historia del tricolor para que vuelva a ser la primera fuerza política a nivel nacional.
También pidió a los priistas de todo el país `no rajarse´ en estos momentos, a hacer de la unidad la mayor fortaleza del Institucional y sumar esfuerzos para sentar las bases del nuevo partido que le permita levantarse como la fuerza opositora más grande de México.
“No nos preocupemos por los otros partidos, ocupémonos del nuestro. Que se escuche claro, aquí construimos un liderazgo firme y comprometido, con claridad lo digo: Morena nació ayer, gobierna hoy, mañana se irá; Morena es un ave de paso; el PRI es el águila en el centro de la bandera nacional, nuestros colores son los colores de la nación y del pueblo de México”, expresó ante más de dos mil priistas, entre consejeros e integrantes de los sectores y las organizaciones del tricolor.
Dijo que junto con Carolina Viggiano Austria, su compañera de fórmula, trabajará por la transformación del PRI y de México, privilegiando que la cultura del esfuerzo, que promovió el extinto Luis Donaldo Colosio Murrieta, se consolide como plataforma de la más grande y profunda reforma hacia el interior, que irá de abajo hacia arriba y que le responda a su militancia.
Una reforma para los priistas de base no de la cúpula, que derrote la simulación y premie el trabajo político, donde las candidaturas se consigan con la gente y no en las oficinas gubernamentales o en las oficinas del partido.
Comentó que la reforma que impulsará también cancelará los vicios partidistas que tanto daño hicieron y promoverá una nueva cultura democrática al interior, que sea cercana a la gente, pues se alejó por soberbia, ceguera política, intolerancia, intransigencia y malos resultados para gobernar.
Aseveró que los priistas necesitan una reforma que cierre las puertas a la arrogancia y las abra al respeto, a la humildad y a la sencillez política con la gente, que responda a los ciudadanos, a los militantes, a los simpatizantes y no a los que se creen pudientes en el PRI.

“Necesitamos una reforma que anule prácticas intolerantes y fortalezca el acuerdo y entendimiento entre los priistas, para que el PRI no sea cómplice de los malos gobiernos y sí sea el primer difusor de los buenos resultados de los gobiernos priistas. Una reforma que clausure la entrada a los arribistas en el partido, que excluya a los corruptos e incluya a todos los mexicanos y priistas de bien, que motive a los mexicanos a ser priistas, a los 10 millones de ciudadanos que votaron por el PRI y los 60 millones que no votaron por Morena”, indicó.

Planteó que creará una nueva alternativa política moderna, de alta capacidad, de nuevas soluciones y nuevos resultados para los grandes temas nacionales, pues el PRI tiene que consolidarse como el nuevo vehículo de las aspiraciones sociales donde quepan todos los que quieren un mejor país; una nación que tenga compromiso con los derechos humanos, la igualdad social, el desarrollo amigable con el medio ambiente, libre de corrupción y seguro, subrayó.
Aseveró que como oposición el PRI debe alzar la voz de los ciudadanos en los temas nacionales y locales que no marchen bien; denunciar los errores y fallas gubernamentales, y actuar con inteligencia y estrategia en favor de los ciudadanos y del país, por lo que necesita un liderazgo real y auténtico, nacido desde la base, que marque la agenda y sea capaz de trabajar en equipo para alcanzar las metas más grandes.
“El PRI no necesita dirigentes escondidos en los cajones de los escritorios; necesita un liderazgo que no le tiemble la voz ni la mano para construir los mejores acuerdos en beneficio del país; que no tema perder pero que sí sepa ganar y dar resultados; que tenga la capacidad de reformar al partido y hacerlo más fuerte que nunca; un liderazgo que no se conozca por un destape, sino que surja de la militancia a través de un proceso interno y de consulta a la base y los militantes”, urgió.
Moreno Cárdenas sostuvo que el PRI es la única alternativa de progreso verdadero para México y ante ello debe estar más integrado que nunca, ser más honesto, honrado, no tolerar la corrupción ni la ilegalidad.
“Tenemos que regresar a las calles, a las plazas, a las comunidades, al campo, con nuestra gente, hacer gestiones, apoyar a las familias que más lo necesitan y no dejarnos vencer por los obstáculos”, afirmó.
Aseguró que en la dirigencia nacional impulsará una nueva forma de hacer política para construir un mejor PRI, con base en el ideal de que los mexicanos puedan vivir con seguridad, paz y tranquilidad.
Poco antes de finalizar, precisó que, en su momento, conforme a la constitución local y la convocatoria que expida el PRI presentará su registro para encabezar la dirigencia nacional.
Antes, Beatriz Paredes Rangel aseguró que el PRI está vivo, tiene fuerza, dignidad y orgullo, y lo que importa es no perder la confianza ni dejarse apantallar.
Calificó a Moreno Cárdenas como un priista de pura cepa y reconoció que el priismo campechano es genuinamente auténtico, al tiempo que mencionó a campechanos que han influido en su vida como María Lavalle Urbina, Jorge Carpizo Mcgregor, Rafael Rodríguez Barrera y Alejandro Moreno Cárdenas como impulsor de la participación de los jóvenes en la vida partidista.
“Los campechanos comparten una extraña combinación de serenidad y fuerza. Esa extraña personalidad es lo que les ha permitido a campechanos trascender y convertirse en figuras nacionales como Rodríguez Barrera, quien fue una gran figura nacional y un hombre culto”, comentó.
Mientras, el dirigente estatal, Manuel Lazo Pech, aseveró que no hay cabida para tibiezas ni medianías, por lo cual los políticos y militantes deben estar comprometidos totalmente, ser completos en principios y convicciones, en identidad y sentido de pertenencia, completos en orgullo con la firme determinación de construir el mejor PRI de todos los tiempos.
Mencionó que lo que hace fuerte al PRI es su unidad, por lo que hay que fortalecerlo con lealtad, inclusión y confianza. “La unidad del PRI es la primera gran tarea y la más importante de todas; un partido que centra su fortaleza interna en la unidad, será siempre altamente competitivo”, añadió.
Durante la sesión los consejeros aprobaron la creación de la presea “Rafael Alejandro Moreno Cárdenas” al orgullo, carácter y voluntad partidista inquebrantable.
Moreno Cárdenas también hizo entrega de los siguientes reconocimientos: “Héctor Pérez Martínez” al Mérito Dirigente Municipal a Fernando Soto Angli; “María Lavalle Urbina” al Mérito Femenil a Elia Martínez Zamorano; “Pablo García y Montilla” al Mérito Dirigente Estatal a Gonzalo Brito Herrera; “Manuel Crescencio García y Rejón” al Mérito Ideológico, de Difusión, de Representación y Capacitación Política a Beatriz Arcila Flores; “Zoila Quijano Macgregor” al Mérito Cultural a Daniel Cantarell Alejandro, y “Efraín Xool Uc” al Mérito Juvenil a Vania Aguilar de la Cruz.
En la sesión estuvieron presentes Rubén Moreira Valdés, Carolina Viggiano Austria; el presidente nacional de la Red Jóvenes por México, Pablo Angulo Briceño; Christelle Castañón de Moreno, esposa de Moreno Cárdenas; el consejero Carlos Miguel Aysa González y ex gobernadores.

Y ADEMÁS…
Reconocimiento a Beatriz Paredes Rangel
También celebró el reconocimiento que recibió Beatriz Paredes Rangel como referente de valores, principios y de actos congruentes a su trabajo partidista “ejemplo que dejó Rafael Rodríguez Barrera al ocupar importantes cargos públicos y partidistas tanto a nivel local, nacional e internacional”.
La homenajeada Beatriz Paredes señaló su predilección por Campeche, desde que conoció a su protectora y maestra de sus primeros años en la política, María Lavalle; que luego se acrecentó cuando trabajó al lado del talento Jorge Carpizo McGregor; “y lo que remató mi afición por los campechanos fue conocer a un joven emprendedor, tenaz, líder, apasionado por su tierra: Alejandro Moreno Cárdenas”.
Dijo que al rendirle un homenaje a Rafael Rodríguez Barrera se lo brinda también al priismo campechano: “Lo que importa es levantar la cara con el orgullo priista”.