Un herido y cuantiosos daños en choque

35
Con la parte frontal abollada quedó la camioneta, luego de la fuerte colisión contra el camión de transporte.

Un anciano lesionado y pérdidas materiales por más de 80 mil pesos, fue el saldo de un aparatoso choque en la avenida costera, frente a la escuela Benito Juárez del poblado de Atasta, el cual fue protagonizado por el conductor de una camioneta tipo Voyager, quien presuntamente se durmió, lo que provocó que chocara de frente contra un autobús de la Universidad Tecnológica de Campeche (UTCAM).
Según el reporte de la Dirección Municipal de Seguridad Pública, los hechos se registraron cerca de las 07:30 horas de ayer, cuando F.E.L., de 33 años de edad, transitaba a velocidad inmoderada sobre la carretera costera, a bordo de una camioneta de la marca de la marca Chrysler, tipo Gran Voyager, color gris, con placas de circulación DJD-17-94 del estado de Campeche.
Al llegar frente al plantel educativo, presuntamente se durmió al volante, lo que provocó que invadiera el carril contrario a la circulación y chocara de frente contra un camión de transporte de pasajeros de la marca Scania, con placas de circulación 005RM3 del Servicio Público Federal, conducido por Julio César García Méndez de 51 años, el cual transportaba personal de la UTCAM.
Después del fuerte impacto R.E.J., de 60 años de edad, quien viajaba como copiloto de la camioneta resultó lesionado, por lo que los oficiales de seguridad pública que llegaron a verificar el reporte pidieron el apoyo de una ambulancia a la central de 911.
Más tarde llegaron paramédicos de la Cruz Roja, a bordo de la unidad CAM-045, destacamentados en el mismo poblado, quienes se encargaron valorar al abuelito, quien resultó con lesiones y golpes en varias partes del cuerpo, lo abordaron a la ambulancia y lo trasladaron al Hospital General, donde quedó bajo observación médica.
En tanto que los elementos de la Policía Federal de Caminos se encargaron de las diligencias correspondientes.
Al no llegar a un acuerdo para el pago de los daños materiales ocasionados a la unidad afectada, los uniformados enviaron los vehículos al corralón municipal y el hecho fue turnado al Ministerio Público para el deslinde de responsabilidades.