Ballet Folclórico de Costa Rica llegará con su alegría a Lerma

14
“Lo que se logre recaudar por las entradas en la presentación, se utilizará para la Casa de la Cultura de Lerma” Jesús Reyes Rendón Comisario de Lerma

El Ballet Folclórico de Costa Rica realizará presentaciones en el poblado de Lerma, en la Terraza del Pescador, cuya recaudación de las entradas se empleará en fortalecer las acciones culturales del lugar, manifestó el comisario Jesús Reyes Rendón.
Dijo que uno de los objetivo de mejorar la imagen urbana de Lerma es darle vida a los espacios públicos, sobre todo en esta temporada vacacional de Semana Santa que se aproxima, cuando se registra una importante afluencia de visitantes que andan en busca de este tipo de actividades y que se dirigen al Balneario Popular “Playa Bonita”
Mencionó que, precisamente, para apoyar los esfuerzos del gobierno estatal, para el 3 de mayo se presentará en el poblado de Lerma el Ballet Folclórico de Costa Rica, en la Terraza del Pescador, también como parte del compromiso que tiene la Comisaría con la cultura.
“Para ello, se tendrá un costo módico de 30 pesos por persona, gracias a la gestión del grupo de folcloristas a nivel nacional”, señaló.
Aseguró que lo que se logre recaudar por las entradas en la presentación del Ballet Folclórico de Costa Rica, se utilizará para la Casa de la Cultura de Lerma, porque actualmente no recibe ningún tipo de subsidio.
“Realmente sobrevive y permanece activa, la Casa de la Cultura de Lerma, gracias a la cuota que pagan los papás de los hijos que acuden a los talleres que se imparten en ese inmueble, aun cuando es simbólica”, indicó.
Reyes Rendón dijo que actualmente se imparten, en la Casa de la Cultura, las disciplinas de artes visuales, pintura, música, danza, tanto de ballet clásico como folclórico, inclusive artes marciales como el Lima Lama y taekwondo.
Aseguró que, precisamente, una de las premisas de la actual Comisaría es ofrecer espacios que ayuden a motivar y despertar el interés por las artes de la comunidad lermera pero, sobre todo, entre la niñez y los jóvenes como una manera de alejarlos de problemáticas como los vicios y la delincuencia.