Profesionalismo y fraternidad

29

José Antonio Rodríguez Rodríguez

*Larga trayectoria en servicio público
* Presidente de la Confederación de Grandes Logias Regulares

Abogado, ex funcionario público y representante de la masonería en Campeche, el Licenciado José Antonio Rodríguez Rodríguez ha sido uno de los campechanos que más ha trabajado por mantenerse en apego a la ley y a sus convicciones, además de que ha logrado mantener el nombre del estado muy en alto.

¿Nos puede contar un poco de usted?
Nací el 19 de diciembre de 1953 en Tenabo Campeche; inicié mis estudios en escuelas como la “Aquiles Serdán” en Tixmucuy, Campeche; luego en la Primaria “Justo Sierra Méndez”, posteriormente mi secundaria en el Instituto campechano, de donde estoy muy orgulloso de formar parte de su historia, del legado de los campechanos que ahí estudiaron, mientras que la preparatoria y carrera de abogacía en lo que ahora es la Universidad autónoma de Campeche.

¿Y de su trayectoria qué quisiera compartirnos?
He sido docente de Historia y profesor de Lengua y Literatura Española en el Instituto Campechano y la Universidad del Sureste, respectivamente, así como maestro del área de sociales en el CBTIS #9.
En cuanto al servicio público, estuve como inspector de Obras Públicas, como titular de la Notaría Número 37, posteriormente, tuve el honor de ser secretario del Ayuntamiento de Campeche, director de Bienestar Social, así como diputado local por el Segundo Distrito. También fui líder parlamentario y presidente de la Gran Comisión de Honorable Congreso del Estado en la LVIX legislatura y el último cargo publico lo desempeñe como director del Instituto estatal del Transporte.

¿Ante la entrega de un reconocimiento de parte de la Confederación de Grades Logias Regulares de los Estados Unidos Mexicanos, cuál es su sentir?
Agradezco este inmerecido homenaje. Así, con un simple ¡Gracias!, ya que estas letras encierran diversos sentimientos como alegría, agradecimiento, emoción entre otros que he podido sentir en el paso por la masonería. Pero sobre todo agradezco a mi familia y principalmente a mi esposa que es mi más grande apoyo y el amor de mi vida.

¿Qué nos puede comentar sobre la masonería?
Mucho se ha dicho de esta orden, que no es una institución secreta, pero es discreta, ya que sus actos no son para el lucimiento sino para el crecimiento a través de ejercer el bien comunitario en un ejercicio eminentemente filantrópico, desde la unidad solidaridad y fraternidad que son.