Mostrará una nueva versión

19

A poco más de cuatro meses de haber iniciado su preparación, el campeón mexicano Óscar Valdez ya no puede esperar más para calzarse de nuevo unos guantes y mostrar los cambios que tuvo que realizar a su estilo.
El sonorense, que sufrió una fractura de mandíbula en su última contienda, regresará 11 meses después para enfrentarse al italiano Carmine Tommasone  en la pelea estelar de la función que se realizará en el Ford Center at The Star, en Frisco, Texas.
“No puedo esperar para mostrarle a los fanáticos un nuevo Óscar Valdez. Me tomé el tiempo suficiente para asegurarme de que mi mandíbula estuviera recuperada. Ahora sé que puedo mejorar mi defensa mientras sigo siendo el mismo peleador de acción al que los fanáticos están acostumbrados”, declaró el monarca de 28 años que para esta contienda será acompañado por primera ocasión por el entrenador tapatío Eddy Reynoso. 
Valdez Fierro descartó que el peleador italiano que hará su debut en América sea una pelea sencilla para su reaparición, pero adelantó que tiene las herramientas para superarlo