Muere Daniel Sais, ex tecladista de Soda Stereo

6
Sais pasó sus últimos días al lado de su familia en su hogar en la capital ecuatoriana

Agencias/México

Víctima de cáncer de páncreas, el ex tecladista de Soda Stereo Daniel Gustavo Sais murió el lunes a los 55 años en Quito, Ecuador.
El también conocido como “El cuarto Soda”, pues tocó con los tres integrantes principales de la mítica banda: Gustavo Cerati, Zeta Bosio y Charly Alberti, perdió la vida tras estar internado cuatro semanas en la Clínica Internacional, en Quito.
Sin embargo, su hogar de residencia era Guayaquil, donde fundó Soda Eterno, en 2016, que nació como un espectáculo de festejo a los 30 años de su ingreso a Soda Stereo.
Daniel Sais, quien comenzó su actividad musical profesional a los 18 años, trabajó con más de 200 artistas y grabó 42 discos. Se desempeñó como músico, arreglista, programador y productor de distintas bandas y artistas.
Se inició con proyectos propios y participó en bandas subterráneas. Ya en 1982 comenzó a acompañar artistas más renombrados como María Rosa Yorio, Lalo de los Santos y María Esther Lovero.
Fue tecladista de Soda Stereo, recorrió Latinoamérica tres veces con la banda y grabó los discos Ruido Blanco, Languis, Doble Vida y El Ultimo Concierto, en los que participó como músico y arreglista.
También compuso la música de la película “Alguien te está Mirando”, que le valió la inclusión en la terna para Mejor Compositor de Música de Cine , premio otorgado por el Sindicato de Compositores Argentinos.
De igual forma, compuso la obra Danza para Cinco Percusionistas, música especialmente desarrollada para el Ballet Contemporáneo de Teatro Municipal General San Martín de Buenos Aires y con la coreografía de Alejandro Cervera. Dicha obra llevó su música por Estados Unidos y Europa.
Diego Betancourt, manager del también docente universitario nacido en Buenos Aires, Argentina, el 28 de octubre de 1962, indicó en un comunicado que Sais pasó sus últimos días al lado de su familia en su hogar en la capital ecuatoriana y conforme a su voluntad le organizarán un homenaje luctuoso para celebrar su vida y obra en América Latina.
Sus restos fueron velados en una agencia funeraria de aquella capital.