Crisis no merma la celebración por el “Día de la Candelaria”

29
Las ventas de masa en el mercado principal registaron un repunte desde ayer jueves

Si eres de aquellos afortunados que al partir la Rosca de Reyes, le salió “el muñequito”, hoy es el día de pagar la deuda con una tamaliza que se celebra el 2 de febrero reuniendo a familiares y amigos en torno a un ameno festín.
La fiesta del Día de la Candelaria, en honor a la Virgen del mismo nombre, comienza con el nacimiento del niño Jesús en Navidad y le siguen los festejos del 6 de enero, cuando en cada hogar se reparte una rosca de pan para recordar el día en que los Reyes Magos (Melchor, Gaspar y Baltazar) ofrecieron oro, mirra e incienso al recién nacido.
De esa manera, la tradicional rosca de pan en un principio traía tres muñequitos, en referencia a los Reyes Magos que habían mostrado sus respetos al Salvador, por lo tanto, cada persona que sacaba uno en su rebanada, se coinvertía en el padrino del niño, ofreciendo a cambio tamales el 2 de febrero, para todos los testigos de tan simbólico honor.
De acuerdo con la tradición católica, el 2 de febrero se “levanta” al Niño Dios del pesebre para “vestirlo”, dando inicio con ello las festividades de la Cuaresma y el Miércoles de Ceniza, hasta terminar con la Semana Santa.
El hecho de que se coman tamales en ese día, se debe a que como en casi todas las festividades mexicanas, la Candelaria es una mezcla de tradiciones prehispánicas y católicas, donde el maíz es un elemento fundamental en las ofrendas. Cabe recordar que según la cosmología maya, este elemento es el conductor de la vida.

LOS COSTOS
A pesar de que muchos campechanos cumplirán con esta tradición, el gasto para la compra de los ingredientes del platillo representa un golpe a los bolsillos.
“En casa no me tocaron los tamales pero tengo que hacerlos porque es una tradición en nuestra familia, pero con los precios que encontré hoy, yo creo que nos tocará de a uno porque no alcanza para repetir”, dijo la señora Mirna González Che.
Me señaló que al acudir a realizar sus compras al mercado “Pedro Sáinz de Baranda”, encontró el kilogramo de pollo a 34 pesos, el kilo de manteca en 30 pesos y los paquetes de hoja de plátano a 10 pesos.
“Yo elaboraré tamales para la oficina, porque prefiero hacerlos que pagar para que me los hagan, porque así me sale más barato. Los precios se hacen razonables, debido que compre en nueve pesos el kilogramo de tomate”, detalló Manuel Pino Dorantes.
En el caso del principal ingrediente para elaborar el tradicional manjar, las expertas del Camino Real indicaron que las ventas han incrementado desde el martes pasado.
Detallaron que tan solo durante este jueves vendieron alrededor de 10 galones de masa, cuando en un día normal solo logran colocar tres. Y aunque no se rigen por medidas de a kilogramo, aseguran que los clientes las prefieren por la calidad del maíz, libre de conservadores y fertilizantes.
“Ya lo tenemos bien calculado, de cada medida salen para 20 tamales y con un paquete y medio los envuelves, así que al menos con nosotras solo gastas 25 pesos, ya lo más fuerte sería el pollo o puerco que usen, aunado a las especias y verduras”, dijo Mirna Collí Uc.
“Gracias a Dios las ventas han subido bastante, hoy traje 10 galones y ya solo me queda un poco de la última cubeta. Lo que casi no nos llegó hoy fue la hoja de plátano preparada, yo creo por el mal tiempo”, explicó Juana Uc López.
Las “hucaleritas” de la masa refirieron que la preparación de este insumo comienza desde un día antes en sus comunidades, con el nixtamal para que al día siguiente viajen a la capital del Estado para expender su producto.

LA AFECTACIÓN
Por increíble que parezca, los cambios de clima también podrían afectar los costos, por ejemplo, este año los Frentes Fríos que desde principios de año han afectado la entidad, provocaron escasez en “hoja de plátano” que se utiliza para envolver los tamales.
Doña Mirna Collí Uc, solo vendió 25 paquetes de hojas que distribuyó en sus clientes más fieles, esperando que el sol de este jueves sea suficiente para asar más hojas, pues las lluvias y el viento merman la actividad.
Caso contrario sucedió con otros insumos como el epazote, el tomate y la cebolla, pues mientras que el tomate y la cebolla se vendieron en nueve pesos el kilogramo, la humedad favoreció a que el epazote creciera con mayor rapidez, por lo que incluso, algunos marchantes lo ofrecen como “pilón” en la compra de la masa, o las verduras. VENTA DE

TAMALES
También está el caso de quienes prefieren mandar a hacer los tamales en vez de meterse a la cocina y para ello cientos de personas con talento culinario prestan su servicio para estos días, tal es el caso de la señora Andrea Domínguez Medina, quien desde hace 10 años realiza “tamalizas” deleitando paladares con sus diferentes recetas.
“Un tamal torteado cuesta entre 15 y 20 pesos, y por lo regular nos hacen pedidos de 20, 30 y hasta 50 por cliente. Con anticipación hacemos las compras de lo que necesitamos, gastando en promedio 200 pesos por cada 20 tamales, claro, sin contar la mano de obra, el gas y la electricidad que pudiéramos utilizar en el proceso”, explicó. Andrea Domínguez detalló que si bien como negocio es muy redituable, elaborarlos en casa en compañía de toda la familia es una tradición que no debería perderse.
“La esencia de esta festividad es la unión familiar, convivir con los demás y eso es lo que se está perdiendo por el ritmo de vida que llevamos, por eso en cada pedido procuro que la receta sea lo más orgánica, natural y casera posible, para que les recuerde el sabor a hogar”.

LA RECETA PARA EL PLATILLO
Si decides incursionar en la cocina, aquí te dejamos la receta de los tradicionales tamales torteados campechanos para 20 personas: A fuego lento se pone a cocinar el pollo, una vez listo se deshebra y se reserva.
Aparte se hierven tres tomates picados, media cebolla, una rama de epazote, el chile dulce, achiote y un diente ajo, al primer hervor se incorpora el pollo deshebrado. También se disuelve un poquito de masa en el guiso para espesar la consistencia. Este será el relleno de los tamales.
La masa se prepara con manteca, sal y achiote; se revuelve hasta lograr uniformidad, y estará lista para comenzar a hacer las tortillas una vez que se torne de un color rojizo. Después se vierte esta mezcla en la hoja de plátano para formar el
tamal.
Finalmente, se cocinan al vapor a fuego medio por una hora, y listo. ¡Feliz día de la Candelaria.

Información: Anabel Martínez / Foto: Humberto Cu