Proponen devolver nombre original a la ciudad capital

886
Reconocimiento a cultura maya
“Campechanos no pueden honrar el legado de un conquistador que destruyó el gran legado de nuestros antepasados mayas”

Como un acto de justicia y reconocimiento a la grandeza de la cultura maya, el representante en Campeche del Seminario de Cultura Mexicana, Alejandro MacGregor González, propuso devolver el nombre original a la capital del Estado como ciudad de Campeche y dejar de enarbolar la conquista española, como ocurre con el nombre que posee actualmente.

“Se debe recuperar el nombre original de la ciudad. El nombre de San Francisco de Campeche es una fundación española sobre Campeche, porque la ciudad ya se llamaba así”, afirmó.

Tampoco puede decirse, agregó, que se le dio el nombre de San Francisco por referencia a San Francisco de Asís, puesto que ni siquiera la ciudad se encuentra consagrada a este santo, sino a la Inmaculada Concepción, patrona de la Catedral de Campeche.

Sobre la decisión del cambio de nombre que dio paso al de San Francisco de Campeche, expresó que se debió a un “despiste” u ocurrencia cometida sin fundamento histórico, pero que precisamente de origen no tiene sentido.

Recalcó que el nombre original, Campeche, posee más de 500 años y está en la historia maya. “San Francisco de Campeche fue un nombre que le dio Francisco de Montejo. Hay una imagen en Mérida de este personaje como soldado conquistador y a los pies tiene dos cabezas de mayas dilapidados”.

“Por eso, hago pública mi solicitud para que a través del Seminario de Cultura Mexicana, del cual soy portavoz en el estado, para que regrese, se legisle, para que retomemos el nombre histórico de la ciudad de Campeche”, subrayó.

Finalmente, el historiador invitó a la población en general asistir este viernes 26 y sábado 27 de julio a la II Jornada Cultural Maya, que se llevará a cabo a partir de las 17:00 horas en la Plaza de la República y donde grupos que preservan y difunden la identidad ancestral realizarán la ceremonia del Fuego Sagrado, que marca el inicio del Año Nuevo Maya.