Protagonizan pleito policías municipales y federales

28

de la Gendarmería, de la Policía Federal y policías municipales estuvieron a punto de liarse a golpes, luego de una discusión debido a que estos últimos detuvieron una camioneta que iba cargada con pirotecnia y realizaban una inspección.
Todo comenzó cuando los elementos de Seguridad Pública realizaban una inspección a una camioneta negra de la marca Ford tipo Lobo, con placas de circulación LA-78-633 del Estado de México, la cual supuestamente iba cargada con pirotecnia (productos explosivos); el chofer de la camioneta se negó a identificarse y entregar sus documentos, al tiempo que llegaron los elementos de la Gendarmería, solicitando manera prepotente que liberaran la unidad.
Los agentes locales se negaron a liberar la camioneta, pues incluso tenía tapado el número económico con cinta, esto enojó a los gendarmes, quienes llamaron a los policías municipales “perros muertos de hambre”.
Sin dejarse intimidar, los elementos de la Dirección de Seguridad Pública Municipal pidieron la intervención de los elementos del 11º. Regimiento de Caballería Motorizada, para que verificaran la documentación de la carga, que al final resultó estar en regla.
La camioneta fue liberada, mientras que con este hecho quedó de manifiesto el problema que hay entre ambas corporaciones policiacas, por lo que el comandante operativo les pidió que hay respeto entre ambas corporaciones, pues debe haber coordinación, sobre todo en esta temporada navideña.

Información: Rafael Can Santos