Un taxista fue el responsable del percance al no respetar el señalamiento de alto
Atravesados en la calle Ópalo quedaron los dos vehículos que resultaron dañados del frente.

Una mujer en estado de gestación resultó lesionada en un fuerte choque, el cual fue protagonizado por el chofer del taxi 2298 del SUTV, que no respetó el señalamiento de alto e impactó un Civic, donde viajaba la dama. Los daños materiales fueron de regular cuantía.

El accidente se registró ayer, aproximadamente a las 19:00 horas, cuando el operador del taxi de la marca Nissan tipo Tsuru, con número económico 2298 y placas de circulación 8533-BFB del Estado, circulaba a velocidad inmoderada sobre la calle Diamante.

Al llegar al cruce de la calle Ópalo del fraccionamiento Arcila en Ciudad del Carmen, no respetó el alto a la vista, lo que provocó que fuera impactado por un automóvil de la marca Honda tipo Civic, color blanco, con placas de circulación USD-832-F de Quintana Roo.

Debido al golpe, una embarazada que viajaba en el vehículo particular resultó lesionada, por lo que los involucrados dieron aviso a la central de 911.

A los pocos minutos arribaron rescatistas de la Cruz Roja, quienes le brindaron los primeros auxilios a la mujer, que por fortuna no ameritó su traslado a un centro médico.

Elementos de la Policía Municipal y el técnico en hechos viales, se encargaron de verificar el hecho, y con base en el reglamento de Tránsito y la posición final de las unidades, el perito dio como responsable al taxista.

Los involucrados en el choque llegaron a un arreglo para el pago de los gastos médicos de la lesionada y la reparación de daños ocasionados a la unidad afectada por medio de su aseguradora y firmaron el desistimiento para evitar que el hecho fuera turnado al Ministerio Público.