México armará propuesta para el sector automotriz

24

Miriam Ramírez/México

Tras el anuncio por parte de la Secretaría de Economía sobre la aceptación en el cambio de reglas de origen para el sector automotriz, la industria nacional trabaja en conjunto con la industria para construir una propuesta y presentarla en las próximas semanas, aseguró Kenneth Smith Ramos, jefe de la negociación técnica de México en el Tratado de Libre Comercio (TLC).
Al término de su participación en el 13 Summit de Capital Privado en México, organizado por la Asociación Mexicana de Capital Privado (Amexcap), sostuvo que este tipo de acciones son
parte del avance de la modernización de un acuerdo comercial de más de 20 años, que si bien han sido de las más complejas, se tiene la ventaja de entablar un trabajo con la industria nacional.
“El análisis se está haciendo con el sector productivo nacional que nos va a ayudar a identificar dónde puede haber espacios para desarrollar nuevos procesos productivos en la región o traer procesos productivos que se fueron de la región y traerlos, entones lo hacemos de manera colaborativa con el sector privado”, expresó.
Sostuvo que en este contexto Canadá ya se ha reunido con ese sector productivo y recientemente Estados Unidos ya se sentó con sus productores del sector automotriz para analizarlo.
Por lo anterior, Smith Ramos indicó que si bien en un principio la propuesta de modificación en estas reglas de origen se consideró inviable, pues solo buscaba incrementar de manera radical el contenido regional, entre otros, hoy existe un entorno diferente al trabajar con las asociaciones mexicanas de la Industria Automotriz y de Distribuidores de Automotores, y la Industria Nacional de Autopartes para identificar aquellos componentes y procesos que se van a requerir en los autos del futuro y poder construir la propuesta.
“Lo que se está trabajando es entender cuál es el funcionamiento actual del sector automotriz en América del Norte y qué aspectos pueden traer más competitividad”. Afirmó que México se mantiene en el hecho de no ver viable el tema de contenido doméstico propuesto por EU.

Milenio Diario