El gobierno federal excedió 1,200% gasto en seguridad

36

Fernando Damián/México

El gobierno federal destinó entre 2013 y 2016 un total de 35 mil 621 millones de pesos a la partida “Gastos de Seguridad Pública y Seguridad Nacional”, lo que excedió en mil 200 por ciento (32 mil 707 millones) el monto solicitado por el Ejecutivo y aprobado año con año por la Cámara de Diputados en el Presupuesto de Egresos.
De acuerdo con las respuestas del presidente Enrique Peña Nieto a las preguntas parlamentarias que la Cámara de Diputados le formuló con motivo del quinto Informe de gobierno, las instituciones del gabinete de seguridad transfirieron dichos recursos de otras partidas para atender “investigaciones especiales, operativos y acciones relacionadas con la generación de inteligencia que implican riesgo, urgencia y confidencialidad”.
El mandatario subrayó que dichas acciones no pueden ser previstas bajo un esquema tradicional de planeación del gasto público, pero sostuvo que el ejercicio de esos recursos no es discrecional y en cualquier caso está sujeto a la fiscalización de la ASF.
Entre las 83 preguntas parlamentarias que los diputados federales remitieron en octubre pasado a Peña destaca una del grupo parlamentario de Morena respecto de los 35 mil 621 millones de pesos ejercidos en la partida 33701 (“Gastos de Seguridad Pública y Seguridad Nacional”) y que representan un sobreejercicio de mil 200 por ciento respecto de los 2 mil 913 millones aprobados para el periodo 2013-2016.
Tan solo en 2013 la Cámara de Diputados autorizó 834 millones de pesos a esa partida, pero el Ejecutivo ejerció 3 mil 926 millones; en 2014 se le asignaron 723 millones y se gastaron 9 mil 534 millones, mientras en 2015 se aprobaron 561 millones y se aplicaron 8 mil 546 millones.
Para 2016 se etiquetaron 407 millones de pesos al concepto, pero finalmente se reportó un ejercicio de $9 mil 325 millones.
Las entidades que mayor incremento de gasto registraron fueron la Secretaría de Gobernación, la Marina y la PGR, seguidas de la Secretaría de la Defensa Nacional y la Oficina de la Presidencia de la República.
En su contestación por escrito al Poder Legislativo, Peña precisó que los recursos ejercidos en la materia se incrementan año con año respecto de lo aprobado, debido a la transferencia de otros fondos hacia la partida 33701.
“Estas erogaciones están vinculadas de manera inmediata y directa con acciones comprometidas para la atención integral de riesgos y amenazas a la seguridad nacional, a la seguridad interior, a la seguridad pública y la generación de inteligencia estratégica para reducir los índices de violencia en las regiones o zonas más vulnerables del país”, indicó.
Enumeró entre las acciones financiadas con esos recursos el despliegue táctico de fuerzas federales, operativos para disuadir la actividad criminal, así como investigaciones especiales y operaciones encubiertas contra el crimen organizado que no pueden ser reveladas, porque implicaría hacer pública información sensible que pondría en riesgo la propia seguridad nacional.

Milenio Diario