Lo más comentado…

33

Que estuvo ayer en Campeche el precandidato de “Por México al Frente”, Ricardo Anaya Cortés, en un evento en que los panistas habían calculado que acudieran unas mil personas, pero según cálculos no llegaron ni a 700. Eso sí, todos muy entusiastas, gritones, con sus banderitas de los partidos que conforman la alianza, y dispuestos a desquitar el paseo.

Que ahí en primera fila estuvieron los tres presidentes estatales del PAN, Yolanda Valladares Valle, del PRD, Víctor Améndola Avilés, y de Movimiento Ciudadano. Lo irónico es que días antes se anduvieron echando indirectas sobre el reparto de las candidaturas, lo cual está a punto de tirar la la basuras las intenciones de ir en bloque al proceso electoral.

Que Anaya Cortés no trajo nada nuevo en su gira. Su discurso fue el mismo que han enarbolado en cada campaña presidencial los del PAN y hasta los del PRI. Se fue por lo fácil: criticar a Pemex, hablar de la deuda histórica que tiene la paraestatal con Campeche, y hasta volvió a prometer que él sí le dará al Estado lo que merece.

Que el precandidato tampoco se comprometió mucho sobre el tema: “Vamos a revisar la Ley de Coordinación Fiscal y le vamos a regresar a Campeche lo muchísimo que ha hecho por México”. No dijo cómo ni cuándo, es decir, una mentirilla más en busca de apoyo. En fin.