Insensibles

22

Ya se acaba el 2017 y todos las dependencias han comenzado a sacar y planear el presupuesto y lo que se va a gastar en el 2018, luego peguntaran en qué se gastó lo del 2017, así funciona la política mexicana, la Cámara de Diputados hizo lo mismo y aprobó el presupuesto que las instituciones van a destinar para intentar sacar adelante a este país. Instituciones públicas que por cierto tiene un nivel muy bajo de credibilidad. Los diputados se tienen merecido que los ciudadanos con justa razón les mienten la madre, los señores legisladores se aprobaron un megabono, y con ello nos volvieron a ver la cara; saqueo por donde sea, el concepto que inventaron es “por servicios a la nación”, los diputados y senadores se otorgaron un megabono para cuando terminen la legislatura, así con todo el descaro.
Centavos más o centavos menos, destinaron 667 millones de pesos para repartir entre 500 diputados, esto incluye a los campechanos Miguel Sulub, Adriana Ortiz y la exhibida panista Rocío Matesanz con todo y su fortuna en las Islas Caimán; y  por supuesto también para los 128 senadores, entre éstos los locales Raúl Pozos, Oscar Rosas y la siempre estruendosa Layda Sansores, así como el rebelde Jorge Luis Lavalle. Son unos insensibles. Hace dos meses presionaban para que el gobierno apoye a las miles de familias que lo perdieron todo en los terribles sismos que sacudieron a varios estados del país. Esta semana el Inegi dio a conocer que hay 3.2 millones de trabajadores que no tienen acceso a la salud, 16 millones no tienen un contrato escrito. Pero en agosto del 2018 cada legislador recibirá un millón 150 mil pesos por servir a su nación. Todavía dijéramos que son políticos de altura, que se lo merecen por su gran trabajo, pero las redes sociales nos dijeron que no lo son luego de ver como un grupo de legisladores del PRI le hicieron el grito homofóbico de ¡eehh ….! Así la mala calidad de nuestros representantes, de ese tamaño su sensibilidad y moral con el resto de los ciudadanos.
Pero no solo eso, los legisladores van a cobrar 910 mil pesos por fondo de ahorro, más sus ocho meses de aguinaldo, leyó bien, ocho meses, lo que suma los 93 mil pesos más su dieta mensual de 73 mil pesos, más vales de despensa por casi dos mil pesos. Los senadores no se quedan atrás: cada uno recibirá 715 mil pesos. Ellos cobran bonos, fondos, vales y hasta pavo. ¿Y el ciudadano? Que se chingue otra vez. Hacemos votos para que esta temporada navideña el espíritu de la generosidad ilumine sus corazones y vean en qué país viven y cómo están sus habitantes, pero mientras tanto, quedan como insensibles.