Independientes sin propuestas

28

He escrito aquí los vicios existentes en la práctica del ejercicio público y político que han obstaculizado el desarrollo de nuestra sociedad, por eso pienso que no necesitamos improvisados que se avalen a sí mismos, ciudadanos de buena voluntad pero con poco conocimiento de los problemas y posibles soluciones. No necesitamos independientes pretenciosos de canalizar el hartazgo social a su buena causa por el simple hecho de querer cambiar las cosas. No necesitamos que un buen ciudadano nos proponga llegar como representante al Congreso teniendo como bandera bajarse el sueldo y donarlo a su distrito. ¿Y eso qué? No necesitamos candidatos que se sientan diferentes pero ofreciendo lo mismo que los políticos tradicionales. Dejar de pensar que una persona por más honesta que aparente ser puede cambiar el rumbo de la vida de miles de campechanos, creo debemos cambiar este pensamiento para fortalecer la reciente cultura política.
El rival a vencer es el populismo pero no con más populismo. Es de aplaudir la valentía de los ciudadanos que buscan candidaturas independientes en Campeche, pero no basta con andar recolectando la angustia, el enojo y hasta el odio social que han dejado la ambición de algunos políticos en su paso por la administración pública. La mayoría tiene claro, o al menos imagina, cómo ganar más adeptos durante la campaña, pero están carentes de propuestas sólidas para resolver un problema del distrito o del municipio y al mismo tiempo marque la diferencia de ser en realidad un político independiente. Está el que piensa que por haber crecido en el barrio le da legitimidad para ganarse la confianza del ciudadano, hay uno que propone bajarse el sueldo 70 por ciento y donarlo para apoyo a los vecinos que le dieron el voto, otra vez la practica asistencialista que los partidos y políticos hacen. Entonces nada nuevo.
Los aspirantes a candidatos independientes tienen 30 días para recolectar firmas, caminarán las calles de amigos y vecinos, pero ¿y luego qué? ¿Quieren ser diputados para componer luminarias o tapar baches? Los diecisiete que buscan firmas deben ser más responsables e inteligentes para presentar soluciones de manera colectiva y no individual, saber el poder de la gestión pero también de la ambición. Propuestas que cambien la vida de personas que viven en el distrito, a los jóvenes, adultos mayores, mujeres y niños, ahí debe estar centrada la buena voluntad de ser diferentes.
No necesitamos candidatos independientes que hagan y piensen los mismo que los políticos tradicionales, administrar el encono no es ni será suficiente si no se conoce bien a la gente, sus problemas, sus sueños y hasta sus miedos; de lo contrario no necesitamos candidatos independientes mediocres. Pero aplaudo su valentía para dar ese paso de alentar a la cultura cívica y política en Campeche.
El camino es corto y el tiempo poco para que logren las firmas mínimas sin que el Instituto Electoral se las rechace, pero es aún más grande el reto de poder cambiar las cosas, no basta con tener buena voluntad.