Adiós a Garo

18

Desde aquel septiembre de 2015, el ingeniero Edgar Hernández nunca imaginó que tres años después terminaría su encargo al frente de la presidencia municipal de Campeche como una de las administraciones priistas -permítanme la expresión- más grises de la última década y entregándola a manos de la oposición como resultado de un amplio rechazo social a su gestión.
Ciertamente el poder desgasta, al que no lo tiene, y “Garo” poco lo tuvo en su trienio. Hernández en su toma de protesta dijo que “En la democracia se gobierna para el pueblo, pero sobre todo con el pueblo para dar respuesta a las necesidades”, fue el mismo pueblo quien en las urnas le reclamó su lejanía, y el cumplimiento de la promesa de un gobierno diferente.
Edgar Hernández llegó a la alcaldía como parte del equipo del ex gobernador Fernando Ortega, una posición nada fácil para él pues le dio nula maniobra política con el nuevo grupo que domina el PRI desde el 2015. Pero lo sabía y acepto, lo cual nunca debió ser un obstáculo para alejarse de las calles y ocultarse de quienes confiaron en su palabra. Los 43 mil 573 votos que obtuvo en su elección, el 39.34% de las preferencias no son nada con el rechazo a su gestión. Red Metrics, una de las casas encuestadoras que el Instituto Electoral del Estado avaló para que participe en el proceso electoral, en su informe presentado al consejo electoral el pasado lunes, se observa que resultados de las encuestas y “a nivel general, 61.75% de la población encuestada desaprueba la actual administración de Edgar Hernández, y que sólo el 5.45% aprueba su gestión”. Número muy fríos, como fría su relación con los ciudadanos.
Han comenzado los trabajos de entrega recepción, el equipo de Edgar Hernández lo encabeza su secretario general, Jesús Quiñones, encargado de dar la cara, resolver los conflictos que le correspondían al presidente municipal; por el equipo de Eliseo Fernández lo integran siete mujeres y cuatro hombres, encabezados por Paul Alfredo Arce Ontiveros. Llama la atención de Mireya Cortes Galicia, quien en el 2016 se integró al comité interno de la Secretaría de Desarrollo Rural como titular de la Unidad de Enlace Institucional. Y de Sergio Novelo Rosado, señalado por trabajadores durante su paso por el Fondo Nacional de Apoyos para Empresas Sociales de hostigamiento y amenazas de despido. Seguramente a Garo no se le va a extrañar pues hoy llegan al Ayuntamiento de Campeche nuevos inquilinos que intentarán no terminar convirtiendo sus expectativas en desencantos, grabado ya deben tener en la mente que hoy el poder es más fácil de alcanzar, más difícil de usar, más fácil de perder.
La jubilación. Y para justificaciones la jubilación de la contralora del Ayuntamiento de Campeche, Ileana del Jesús Richaud Santiesteban, el cabildo le aprobó la jugosa jubilación de 50 mil pesos mensuales. Así quién no quiere trabajar en un Ayuntamiento con carencias.
La regañada. Tiene el derecho de estar contenta por haber ganado la elección por diputación al segundo distrito, pero no de andar de insoportable con todos, le dijeron que le baje dos rayitas y que se ubique. Bien por el regaño.
El informe. Uno de las más importantes gestiones de Alejandro Moreno ha sido la de incluir a Campeche en la declaración de la Zona Económica Especial para detonar la economía local. Con un Carmen como pilar energético para el gobierno de López Obrador, hay la oportunidad de alcanzar más rápido el justo desarrollo para que los campechanos tengan dinero en la bolsa.
Lanzadas las cartas, nos leemos la próxima semana.