Severos daños deja turbonada

31

Autoridades de Protección Civil y diversos cuerpos de auxilio de Isla del Carmen confirmaron que debido a la turbonada que se registró la tarde de ayer, cerca de ocho colonias se quedaron sin electricidad, además de 25 árboles caídos y dos viviendas se quedaron sin techo.
El director de Protección Civil municipal, Julio Manuel Sánchez Solís dijo que siguen sin concluir los trabajos de remoción de árboles y cables que cayeron por los fuertes vientos que tardaron alrededor de 15 minutos, pues se atendieron más de 45 reportes de cortes de electricidad que intentaron resolver de inmediato.
La primer racha de viento acompañada por lluvia se sintió sin afectación alguna, pero al caer la noche hubo otra más fuerte que es la que derribó árboles que al caer sobre los cables provocaron el corte del suministro eléctrico en cerca de nueve colonias de la isla; hasta ayer tres continuaban sin servicio.
Sánchez Solís explicó que las turbonadas o concentraciones de viento no se pueden predecir y mucho menos prevenir afectaciones a vehículos, tendidos eléctricos, viviendas y caída de árboles por la fuerza que llevan.
Ayer se atendieron 25 caídas de árboles en la vía pública, en viviendas y escuelas, pero se reportaron tres más que personal de Bomberos Voluntarios y de Protección Civil acudieron a resolver.
Cabe informar que hubo un incidente con un poste de alumbrado público que cayó sobre un vehículo, dos techos de vivienda de lámina se desprendieron, además de dos árboles que aplastaron vehículos estacionados en la vía pública.
Por otra parte, de acuerdo con el reporte de autoridades de la Comisión Federal de Electricidad (CFE), se atienden cerca de 45 casos por el fuerte aire que provocó que árboles dañaran las cometidas eléctricas y algunos transformadores.
Hasta el momento tres colonias permanecen sin servicio de energía en sus viviendas, debido a los trabajos que realiza personal de la paraestatal; por otra parte, autoridades municipales aseguran no hay reportes de afectaciones por la lluvia tanto en la ciudad como en las comunidades rurales.

Información: Félix Marín