Cabildo de Carmen realiza última sesión extraordinaria

6

Ayer se realizó la última sesión extraordinaria de Cabildo del Ayuntamiento de Carmen, donde el suplente de José del Carmen Gómez Quej no se presentó para tomar protesta, además de que se dio licencia al comisario de la Villa de Isla Aguada para dejar el cargo, el nuevo comisario Diego Salazar Gómez dijo que la saliente administración debe pagar liquidaciones de personal de confianza.
En la LII Sesión Extraordinaria, los regidores aceptaron la renuncia del síndico de Hacienda, José del Carmen Gómez Quej y del comisario de Isla Aguada Martín Ramírez Barrera. También tomaron protesta al nuevo comisario del poblado.
En el quinto punto del día se acordó la renuncia de Gómez Quej y fue donde el noveno regidor Venancio Rullán Morales, se pronunció en contra de que su suplente, Julio Reyes Rosiñol no fuera convocado para que no quedara pendiente la vacante, pues en la sesión de Cabildo que se realizará el día domingo 30 de septiembre, se hará la entrega de la cuentas públicas que deberán llegar firmada por Reyes Rosiñol.
“Aceptamos la separación del cargo del anterior síndico, sin embargo, el problema es que nunca se convocó a su suplente para ajustarnos a lo que indica el artículo 27 de la Ley Orgánica de los Municipios de Campeche, en razón al cargo que dejó Gómez Quej, así como al artículo 128 de la Constitución Política de los Estados Unidos Mexicanos y 116 de la Constitución del Estado de Campeche, y para que quede en acta que no fue convocado para la toma de protesta, y que conlleva el problema de las cuentas públicas del mes de agosto, para saber si lo dejó firmado el ex síndico”, aseveró.

Nuevo comisario de Isla Aguada
Después de tomar posesión como comisario de la villa de Isla Aguada, Diego Salazar Gómez, en substitución de Martín Ramírez Barrera, quien renunció para reelegirse en el puesto, señaló que la saliente administración municipal debe pagar liquidaciones de personal de confianza.
Indicó que uno de los principales problemas que tienen son las calles que se encuentran destrozadas. La mayoría son de tierra, y con las lluvias se han formado grandes hoyancos.
Otro problema es el tema de la basura, desde el inicio de la administración pasada, pues se carece de un recolector. Se ha batallado con la recoja de basura, pero espera que en estos dos meses que restan de este gobierno se solucione.
Indicó que en lo que se refiere al tema de las finanzas, ya salieron adelante con el conflicto que había con los sindicalizados al cubrirles sus pagos y bonos. Ahora enfrentan la liquidación a los trabajadores de confianza, «de hecho acabo de salir del área administrativa donde toqué ese punto y espero que no se lo dejen a la otra administración».

Información: Gabriel Viche