Bancos ostrícolas están libres de contaminación

32
El municipio carmelita cuenta con los mejores bancos de ostiones en todo el país

En estos días de Cuaresma en que pescados y mariscos son muy demandados por la población, la Secretaría de Salud a través de la Comisión para la Protección contra Riesgos Sanitarios de Campeche (Copriscam) intensifica estudios sanitarios para vigilar que los niveles de agua sean los correctos y que la calidad del molusco bivalvo no represente un problema para el consumo humano.
El titular del organismo, Horacio Rejón Abreu comentó que personas provenientes de otras entidades del país acostumbran comer mariscos en la isla pero no siempre su organismo está acostumbrado al alimento y muchas veces se intoxica, para prevenir estas reacciones se ejercen inspecciones constantes de calidad del producto en los restaurantes, y como existen venas de agua que recaen en la Laguna de Términos, verifican que no se vea afectada la especie.
En lo que se refiere a la calidad del producto, dijo que el municipio cuenta con los mejores bancos de ostiones en todo el país y mantiene mayor consumo por parte de los habitantes de la isla, situación que como autoridades mantienen los estudios sanitarios en dicho lugar para descartar cualquier tipo de contaminación.
“No es solamente en estas fechas que se realizan las verificaciones sanitarias del molusco, se trabaja de la misma forma todo el año, cada tres o cuatro meses en los bancos ostrícolas, pues la intensión es garantizar a los consumidores que lo que comen está libre de bacterias por la entrada de agua dulce a niveles no adecuados y que podría alterar la calidad del ostión”, explicó.
De los estudios realizados, el responsable de la Copriscam dijo que las muestras salieron libres de bacterias, por lo cual no existe riesgo de que la población que coma ostión pueda contraer alguna enfermedad o se intoxique, a menos que sea alérgica al producto y no lo sepa hasta después de comerlo.
Para concluir, Rejón Abreu recordó que el ostión es común como aperitivo, sin embargo, es importante mantenerlos vigilados principalmente en personas que los consumen sin conocer, además de recomendar a los restauranteros evitar el producto en mal estado o contaminado.

Información: Omar Dzul Tuz