Acusan a Kidnie de promover violaciones a derechos laborales

61
La corrupción en la sección 47 del STPRM no es nada nuevo, señala Cleotilde Herrera Díaz

Ante los casos de presunto lavado de dinero, evasión fiscal y enriquecimiento ilícito por la venta de fichas a trabajadores y descuentos ilegales en su salario, de los que es acusado el secretario general de la Sección 47 del Sindicato de Trabajadores Petroleros de la República Mexicana (STPRM), Víctor Manuel Kidnie de la Cruz, los integrantes de la organización Derechos Humanos Insurgentes, denunciaronn violaciones a los derechos laborales de los obreros.
La representante estatal de la agrupación, Cleotilde Herrera Díaz, señaló que la corrupción en el interior del sindicato petrolero, específicamente en la Sección 47, no es nada nuevo, pues se trata de un problema que data de hace muchos años.
Destacó que un claro ejemplo de ello, es la violación a los derechos de los trabajadores, quienes no levantan la voz ante la falta de actuación de las autoridades y la amenaza de quedarse sin contrato.
Señaló que se condiciona la contratación de los obreros para subir a plataformas petroleras, sumado el tema de salud laboral, el cual ha decaído en los últimos meses.
Precisó que muchas personas que laboran en Pemex tienen que pagar cuotas para conservar sus trabajos. También se les obliga a realizar algunos favores.
Exhortó a quienes sientan violentados o vulnerados sus derechos a de presentar sus denuncias, pues pese a que las instituciones son lentas en su actuación, la justicia existe por lo que se deben tocar puertas a nivel federal para que se respeten los derechos humanos y laborales de los trabajadores.

SIN COBERTURA MÉDICA
Por su parte, el representante de trabajadores petroleros de la Sección 47, Olaf Zubieta Ortiz, acusó a Pérsida Ramírez Cárdenas, delegada del Trabajo del organismo sindical por omisiones en la atención que reciben los trabajadores en el Hospital General de Pemex, Ciudad del Carmen y en la Clínica de Especialidades de Santa Rita.
Denunció que desde hace dos meses se le ha negado el medicamento que necesita para tratar la diabetes y otros padecimientos que lo imposibilitan para trabajar.
Detalló que los delegados del STPRM, lo tachan de problemático por exigir que se le proporcione la atención médica adecuada y todo lo que requiere para su tratamiento.

Información: Omar Dzul Tuz