UMAs contribuyen a la economía y a la conservación de especies

16
Las Unidades para la Conservación, Manejo y Aprovechamiento Sustentable de la Vida Silvestre contribuyen a la preservación de diversas especies.

Las Unidades para la Conservación, Manejo y Aprovechamiento Sustentable de la Vida Silvestre (UMA) son un campo de oportunidad en Campeche para la conservación de las especies locales y la producción sustentable de productos, incluso servicios, tal como lo reiteró Romualda Caridad Gómez Gómez de la UMA “Wotoch Aayin” que se dedica a la conservación del cocodrilo Moreletti y los manglares.

Desde hace 11 años la UMA “Wotoch Aayin” se ha convertido en un punto turístico importante y referente en Isla arena, que no solo trae consigo beneficio a sus dueños sino también a la comunidad con la del cocodrilo Moreletti y los manglares de esta zona.

Cabe señalar que en México Actualmente se registran 13 mil 222 UMAs que cubren una extensión territorial de 34 millones de hectáreas, de las cuales el 80 por ciento de estas se dedican al manejo de la fauna en la vida libre, mientras que Campeche cuenta con 216 UMAS de las cuales 117 son extensivas, 76 intensivas, 21 PIMVS y 2 zoológicos.

Durante el 2008 se inició con 15 cocodrilos donados por el Centro de Estudios Tecnológico del Mar (Cetmar), convirtiéndose así en una UMA oficial, es decir, un área o Unidad de Manejo de vida silvestre en la cual se obtienen permisos federales para ocupar dichos terrenos, manejo de la especie, entre otros muchos otros.

Se pueden iniciar proyectos como éste para la conservación de especies animales o vegetales, principalmente locales para su aprovechamiento integral, es decir de diversas maneras como en el caso del cocodrilo que se consume su carne como alimento, piel para elaboración de diversos productos, e incluso se utiliza el aceite de cocodrilo considerado como medicinal, esto aunado a algunos estudios que científicos locales o nacionales.

Caridad Gómez recordó que en un principio la retribución económica era poca y pero esta fue mejorando conforme avanzaba el tiempo al igual que la interacción de la UMA con la comunidad, a la cual también se le contribuye con beneficios ambientales e incluso económicos.

Por: Ana P. Peña Uj