Recibe CCE reconocimiento

20
Entrega de la distinción en las instalaciones del Consejo Coordinador Empresarial de Campeche

En su último acto público como presidente del Consejo Coordinador Empresarial (CCE) de Campeche, Carlos Gustavo Rodríguez Valle recibió el reconocimiento que otorga el Centro Mexicano para la Filantropía a la cúpula empresarial por ser organismo promotor de la responsabilidad social, convirtiéndose en el primero con ese título en la Península.
El evento se llevó a cabo en las instalaciones del Consejo y fue encabezado por el Secretario de Desarrollo Económico (Sedeco), José Domingo Berzunza Espínola quien en nombre del gobernador del Estado, Alejandro Moreno Cárdenas, reconoció la importante labor realizada por Rodríguez Valle al frente del CCE principalmente ante un escenario de muchos retos y desafíos en la economía.
“La promoción de valores y de la responsabilidad social empresarial es muy importante y medular en el desarrollo de las empresas en su vinculación con la sociedad. Esta promoción se enfoca principalmente en la calidad de vida, resaltando valores cívicos y éticos, en señalar el consumo responsable, el respeto y conservación del medio ambiente, pero sobre todo en transmitir a los colabores, empleados y propietarios de las empresas que son parte de una comunidad y de una familia”, comentó.

PREVIENEN RIESGOS SOCIALES
Esta promoción de valores es sumamente importante no solo para el desempeño de las empresas sino para en crecimiento, fortalecimiento y desarrollo de los municipios y el Estado, por lo que deseó que esto sirva para que más campechanos se sumen a este valioso esfuerzo.
Gustavo Rodríguez Valle destacó las acciones realizadas en los tres años de su administración en este tema, tales como reforestación, de convivencia familiar mediante funciones de cine, talleres de vinculación y acuerdos para la implementación de la sustentabilidad de la Península de Yucatán.
Manifestó que la responsabilidad social empresarial es un papel transcendente en el que las empresas tienen que actuar a favor del desarrollo sostenible, y que esto es un equilibrio entre el crecimiento económico, el bienestar social.
“Este equilibrio es vital para la operación responsable de los negocios y las empresas, pasar a formar parte activa de la solución de los retos de las sociedad por el interés propio de tener un entorno estable y prospero que procure el desarrollo”, dijo.
Añadió que la responsabilidad social empresarial previene los riesgos sociales que se pueden traducir en demandas, sanciones, excesiva regulación gubernamental, perdida de margen de mercado que puede llevar a la desaparición de un negocio.
El CCE, en conjunto con la Fundación del Empresariado Yucatán realizó talleres con el objetivo de capacitar sobre conceptos claves y herramientas de gestión a los ejecutivos que trabajan en áreas a fines a la responsabilidad social, entre otras acciones necesarias para generar una mayor participación.
Alejandro Ruiz Hernández, director de Responsabilidad Social de la Fundación del Empresariado Yucateco (Feyac), expuso que ser un organismo promotor de la responsabilidad social implica acercar las herramientas a cualquier empresa.

Información: Lorena García Méndez