Propone Gobierno que Comunas recurran a créditos del FAIS

24
Diputados de la LXIII Legislatura analizarán la propuesta del Ejecutivo.

El gobernador del estado, Carlos Miguel Aysa González, presentó una propuesta ante el Congreso del Estado para autorizar a los municipios de la entidad, para que gestionen y contraten con cualquier institución de crédito o integrante del Sistema Financiero Mexicano que ofrezca las mejores condiciones de mercado, uno o varios financiamientos.

Los cuales pudieran ser hasta por el monto, para el destino, los conceptos, plazos, términos, condiciones y con las características que en éste se establecen; para que afecten como fuente de pago un porcentaje del derecho a recibir y los ingresos que individualmente les correspondan del Fondo de Aportaciones para la Infraestructura Social (FAIS).

La intención es que este recurso sirva a los municipios del Estado de Campeche como una alternativa de financiamiento para agua potable, alcantarillado, drenaje y letrinas, urbanización, electrificación rural y de colonias pobres, infraestructura básica del sector salud y educativo, mejoramiento de vivienda, así como mantenimiento de infraestructura.

En la propuesta, Aysa González explica que la Ley de Coordinación Fiscal, instrumento normativo que regula la operación y el ejercicio de los Fondos de Aportaciones Federales, en su artículo 33 establece que el Fondo de Aportaciones para la Infraestructura Social se puede utilizar para diversos fines bajo las condiciones en las que opera la Secretaría del Bienestar.

Se pretende que, a través de un decreto, aprobado por los legisladores locales, los Municipios puedan contratar financiamientos hasta por el 25 por ciento del derecho que les corresponde a recibir de los recursos del Fondo de Aportaciones para la Infraestructura Social Municipal y de las Demarcaciones Territoriales del Distrito Federal (FAISM).

REQUERIMIENTOS

Para ello, se detalla una tabla en la que se especifica cuánto es el monto que cada uno de los 11 Ayuntamientos podrá contratar, con la finalidad de que no generen deudas impagables que afecten las administraciones subsecuentes, y con ello atiendan las necesidades de desarrollo social de sus pobladores.

De aprobarse la propuesta, el Ayuntamiento de Calakmul podrá contratar financiamiento hasta por 62 millones 36 mil 778 pesos; Calkiní hasta por 55 millones 333 mil 217 pesos; Campeche hasta por 56 millones 630 mil 70 pesos; Candelaria hasta por 81 millones 204 mil 980 pesos; Carmen hasta por 83 millones 644 mil 719 pesos.

En el caso de Champotón, podrá contratar financiamiento hasta por 69 millones 709 mil 38 pesos; Escárcega hasta por 76 millones 16 mil 894 pesos; Hecelchakán solo por 26 millones 352 mil 915 pesos; Hopelchén por 60 millones 243 mil 532 pesos; Palizada por 11 millones 963 mil 697 pesos; y en el caso de Tenabo por 12 millones 662 mil 794 pesos.

En la propuesta se precisa que, cada Municipio podrá contratar el o los financiamientos autorizados en el Decreto a aprobarse en el transcurso de los ejercicios fiscales 2019 y 2020 inclusive, pero en cualquier caso deberán pagarse en su totalidad dentro del período constitucional de la administración que lo contrate; esto es, a más tardar el 30 de septiembre de 2021.

CONSIDERACIONES

Los Municipios deberán destinar los recursos que obtengan con el o los financiamientos que contraten con base en el Decreto, para financiar obras, acciones sociales básicas e inversiones que beneficien directamente a la población en pobreza extrema, localidades con alto o muy alto nivel de rezago social, conforme a lo previsto en la Ley General de Desarrollo Social, en las zonas de atención prioritaria.

Se señala en la propuesta enviada por el Ejecutivo que el importe del financiamiento que individualmente contrate cada Municipio en el ejercicio fiscal 2019 ó 2020 con base en lo que se autoriza en el Decreto propuesto, será considerado ingreso por financiamiento o deuda en ese ejercicio fiscal, independientemente de que se encuentre previsto o no en su Ley de Ingresos para el ejercicio fiscal de que se trate.

En tal virtud, a partir de la fecha en que dicho Municipio celebre el contrato mediante el cual se formalice el financiamiento que concierte, se considerará reformada su Ley de Ingresos para el ejercicio fiscal 2019 ó 2020, según corresponda.

En el entendido que, de ser necesario, ajustará o modificará el Presupuesto de Egresos del ejercicio fiscal 2019 ó 2020, para considerar el importe que permita realizar las erogaciones para el pago de las obras e inversiones que se autorizan.

Cada Municipio deberá prever anualmente en su Presupuesto de Egresos, en tanto existan obligaciones pendientes de pago a sus respectivos cargos que deriven del o los financiamientos que individualmente contraten con base en el presente Decreto, el importe que permita realizar las erogaciones para el pago del servicio de la deuda en cada ejercicio fiscal, hasta su total liquidación.

Con esta propuesta, se autoriza a los Municipios para que, en el supuesto de que resulte necesario o conveniente, celebren el o los instrumentos que se requieran para reestructurar o modificar los financiamientos que hubieren contratado con base en este Decreto, a fin de ajustar los montos, términos, condiciones, plazos, comisiones, tasas de interés, garantías, fuentes de pago, convenios, mandatos, mecanismo de pago, siempre que no se incremente el monto de endeudamiento ni el plazo máximo autorizados.

Con esta medida propuesta por el Gobierno del Estado, se pretende otorgar más herramientas financieras a los Municipios, a fin de que no solo atiendan temas de servicios públicos, sino que realicen obras de beneficio social directamente en las comunidades que mayor rezago presentan sin comprometer sus propias finanzas.

Por: Daniel Castillo