Piden a padres ‘romper’ barrera de la sobreprotección

18
En los Centros de Atención Múltiple los alumnos aprenden a desarrollar sus capacidades.

Los Centros de Atención Múltiple (CAM) en el Estado cuentan con personal bien capacitado y un equipamiento eficiente para dar el servicio a las personas con Síndrome de Down, afirmó la jefa del Departamento de Educación Especial de la Secretaria de Educación, Manuela Pérez Pacheco.
Precisó que a través de los servicios que brindan los CAM se tiene el propósito que los padres ‘suelten’ un poco a sus hijos para lograr el objetivo principal de hacerlos independientes.
Explicó que muchos padres de familia tienen el temor de llevar a sus hijos a estas escuelas especiales, por no confiar en que el personal esté capacitado para tal acción, hecho que calificó como comprensible, por lo que recomendó a los padres que en vez de ser sobreprotectores, impulsen a sus hijos a un mejor desarrollo.
“Están garantizados los servicios, los atendemos desde la educación inicial, hasta la formación laboral. Los CAM cuentan con maestros calificados, los planes adecuados para ellos, solo se trata de un poco que podamos abrirnos a la sociedad, porque muchas veces las barreras que se encuentran estos papás y que los hacen sobreproteger a sus hijos son las actitudes como las de un niño que diga: “No quiero estudiar con un niño enfermo”. Es algo doloroso para los padres”, puntualizó.
Recordó que el Síndrome de Down no es una enfermedad sino una condición, de ahí que  la Secretaría de Educación se enfoca a promover valores y conocimiento en torno al tema una verdadera inclusión.
“Por eso nuestros esfuerzos de propiciar una educación, una cultura inclusiva, una sociedad abierta a la diversidad, no a tolerar sino aceptar que cualquier persona es valiosa y que cualquier persona puede recibir un trato igualitario”, destacó.
Actualmente los CAM cuentan con una matrícula de 68 alumnos y siete más se encuentran insertados en escuelas regulares.
“La inclusión es un proceso de ir abonando al ingreso del niño y que en su estancia aprendan, participen y egresen con las herramientas básicas para vivir”, expresó.
Finalmente Pérez Pacheco reafirmó que es obligación de padres de familia llevar a sus hijos a estos centros educativos, y pidió una vez más confiar en el sistema educativo adaptado para ellos, que busca prepararlos para posteriormente formar parte de la educación regular.