Muertes de delfines son casos aislados

8

Redacción Novedades

La Procuraduría Federal de Protección al Ambiente (Profepa) afirma que la muerte de delfines en Isla del Carmen son casos aislados, informó el delegado federal Luis Enrique Mena Calderón. Rechazó que se trate de una mortandad de la especie.
Sin embargo, la dependencia federal dará seguimiento al tema ya que se trata de una instancia que forma parte de un grupo de coordinación para el cuidado de esa especie de mamíferos, que es encabezado por la Comisión Nacional de Áreas Naturales Protegidas (Conanp).
Recordó que Carmen, y en particular la Laguna de Términos, pertenece a un sitio Ramsar y a un Área Natural Protegida (ANP).
“Si hubiera alguna responsabilidad en el caso, de inmediato se hará la investigación correspondiente y se sancionará a quien o quienes resulten culpables del daño, además de que se turnaría a la Procuraduría General de la República (PGR)”, advirtió.
Insistió en que son casos aislados porque no se tiene una causa que provoque una mortandad, sino que al parecer se derivan de accidentes con las propelas de las embarcaciones de diferentes actividades pesqueras.
Precisamente en la Laguna de Términos se tienen registros de poblaciones importantes de mamíferos, cuya presencia aumenta en época de lluvias por la generación de más nutrientes y por ello se convierte en un refugio natural.
“La gente puede observarlos en el malecón de la ciudad o en Isla Aguada, aunque algunos emigran a otro lugar, son de color gris, negro o café, de acuerdo con la iluminación que haya en el lugar”, indicó.
Detalló que en años anteriores la presencia de delfines muertos en playas de Ciudad del Carmen se relacionaba con el enmallamiento o daño provocado por las propelas de las embarcaciones de pescadores y de navíos de media altura.
Cabe mencionar que en Carmen existe una red de varamiento universitaria a cargo de la Universidad Autónoma de Carmen (Unacar), donde los estudiantes de la Facultad de Ciencias Naturales participan en la obtención de muestras, aunque también existe una red integrada por la Armada de México, Protección Civil, la Profepa y la Conanp.
Además de que está determinado que más de la mitad de los mamíferos muere por la actividad humana, otros son crías que enfermaron y murieron, algunos cumplieron su ciclo final.