Daniel Castillo

Para la próxima jornada electoral que se desarrollará el 1 de julio del 2018 se insaculará a un total de 80 mil campechanos, de los cuales 10 mil tendrán la oportunidad de ser piezas importantes del proceso electoral, actuando como funcionarios de las Mesas Directivas de Casilla y cuya responsabilidad será coordinar la votación.
Esto sin contar a los ciudadanos que podrán participar en todo el proceso como observadores electorales, supervisores y capacitadores asistentes electorales, cuyas convocatorias ya han sido publicadas por el Instituto Nacional Electoral (INE) a fin de cumplir con los tiempos establecidos en la Ley General de Instituciones y Procedimientos Electorales.
El consejero presidente del INE en Campeche, Luis Alvarado Díaz precisó en entrevista que el principal compromiso del organismo en la entidad será seleccionar a los mejores perfiles en estricto apego a los principios rectores institucionales, con la meta de integrar los dos Consejos Distritales que tienen cabecera en San Francisco de Campeche y Ciudad del Carmen.
Reconoció que a pesar de que han hecho una importante difusión sobre los requisitos que deben cumplir quienes aspiren a estos cargos, la inscripción de los aspirantes iniciará hasta el 15 del mes en curso para dar paso así a escuchar las opiniones que tengan las representaciones de los diversos partidos políticos.
Agregó que posteriormente, en un trabajo conjunto con los Consejeros en la entidad, procederán a proponer a más tardar el 29 de noviembre la respectiva integración de cada Consejo Distrital.
“Con todas estas personas que habrán de ser designadas, junto con las respectivas representaciones distritales de los partidos políticos y quienes aquí nos encontramos presentes, estaremos llevando a cabo una a una todas las etapas que componen el Proceso Electoral 2017-2018 en el Estado”, destacó.
En esta tarea de la organización contarán con el acompañamiento de los integrantes del Servicio Profesional Electoral del Estado, quienes, una vez más, deberán demostrar la capacidad y entrega a las funciones que tienen delegadas, así como cumplir con los principios rectores de la legalidad, la independencia, la imparcialidad y objetividad.
“Tenemos depositada toda nuestra confianza en ellos, sé que no le fallarán a Campeche y mucho menos a nuestro gran país. Sentaremos las bases para que los ciudadanos puedan y cuenten con los elementos para llevar a cabo una jornada electoral ejemplar el 1 de julio del 2018”, puntualizó.
Cabe destacar que en esta ocasión los partidos políticos y candidatos independientes se regirán por un nuevo marco geográfico electoral, tanto en el ámbito local como en el federal.
Esto, gracias a los representantes de los nueve partidos políticos acreditados ante la Comisión Local de Vigilancia, quienes dejando a un lado los intereses partidistas presentaron un escenario alterno consensado, mismo que fue aprobado unánimemente por el Comité Técnico encargado de los trabajos de la distritación y posteriormente por el Consejo General del Instituto Nacional Electoral.
Explicó que se dará en primera instancia a todos los ciudadanos la credencial para votar con fotografía; existen 625 mil campechanos inscritos ya en la lista nominal al último corte.
“El documento les permitirá acudir a identificarse en las casillas electorales con total plenitud ante sus vecinos, quienes estarán llevando a cabo las funciones de presidentes, secretarios y escrutadores, una vez transcurridas las diversas etapas de capacitación que estaremos aplicando en los futuros meses a un universo aproximado de 80 mil ciudadanos”, apuntó.
En materia del voto de los mexicanos residentes en el extranjero, la Ley General de Instituciones y Procedimientos Electorales, en el Libro Sexto de los artículos del 329 al 356, establece los requisitos, procedimientos, prohibiciones y atribuciones que debe realizar la autoridad electoral, los partidos políticos y los ciudadanos mexicanos residentes en otro país para poder emitir su voto.
Con corte al 23 de octubre del presente año, hay un padrón electoral de 780 campechanos residentes en el extranjero, de los cuales 205 han solicitado ser tomados en cuenta para emitir su sufragio por esta vía.
“En este proceso previo buscaremos los mejores lugares para instalar las más de mil 100 casillas necesarias para el número de votantes en la entidad, quienes podrán acudir en paz y con total civilidad a emitir su voto, el cual permitirá que su opinión sea valorada”, indicó.
Indicó que parte de los objetivos es superar el porcentaje de participación del 2015, el cual fue superior al 60 por ciento en términos de ciudadanos que acudieron a emitir su voto, lo que significó para Campeche ocupar el segundo lugar más alto a nivel nacional.
Precisó que esta elección, como las anteriores, estará en manos de los ciudadanos, y si así lo desean igual bajo su vigilancia en la figura de observador electoral. Por ello, reiteró la invitación a quienes cumplan con los requisitos de ley para participar desde esta figura en el seguimiento de todas las actividades que estarán realizando en el Estado.
“La ciudadanía contará con la ayuda de un ejército de funcionarios de los órganos electorales estatales y federales, quienes estaremos comprometidos al 100 por ciento en darles todos los elementos que requieran para el correcto y eficaz ejercicio de sus derechos”, apuntó.
La insaculación de ciudadanos se trata de un sorteo que se ejecuta a través de un sistema de cómputo, mismo que garantiza la imparcialidad de las mujeres y los hombres que serán los responsables de recibir y contar los votos de sus vecinos el próximo 1 de julio.
La insaculación es con base en el 13 por ciento de la ciudadanía inscrita en la Lista Nominal de Electores.