Líder sindical del IMSS cae en contradicciones sobre polémica

69

Mientras que el delegado del Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS), Álvaro Arceo Ortiz, se dijo respetuoso de las medidas tomadas por el sindicato sobre el caso de venta de plazas apócrifas descubierta en días pasados, así como del proceso que se realiza sobre el caso de una enfermera que denunció acoso sexual, el secretario general de ese organismo, José Hilario González Canul, cayó en contradicciones sobre la pérdida de los derechos laborales de la presunta víctima.
González Canul aseguró el martes 9 de enero que la enfermera que denunció presunto acoso sexual ante la Comisión de Derechos Humanos del Estado de Campeche (Codhecam) y ante la Fiscalía General del Estado de Campeche (Fgecam), perdería sus derechos sindicales por haber violado el artículo 13, fracción sexta del Reglamento Interno, al acudir a otras instancias.
Sin embargo, el presidente de la Codhecam, Juan Antonio Renedo Dorantes, advirtió que no puede aplicarse esa medida porque la mujer está en su derecho de acudir a las instituciones correspondientes para quejarse, además de que ningún reglamento interno puede estar por encima de la ley y mucho menos de los tratados internacionales.
A pesar de que González Canul reiteró que este organismo sindical respalda a la trabajadora, se limitó a decir que esta ayuda se basó simplemente en su cambio de área laboral, pero que no se le brinda asesoría jurídica.
Después el dirigente negó haber declarado que la enfermera perdería sus derechos sindicales, pero reiteró que el departamento de Honor y Justicia realiza una investigación, que es donde se determinará la medida a tomar.
Por su parte, el delegado del IMSS, agregó que aunque no ha recibido solicitud al respecto, aseguró que contribuirán con las autoridades con la información que requieran para el proceso.

Información: Lorena García