Investigan más de 10 casos contra el medio ambiente

63

La delegada de la Secretaría de Medio Ambiente y Recursos Naturales (Semarnat), Rocío Abreu Artiñano informó que hasta ahora se han recibido más de 10 denuncias durante la actual administración, las cuales han sido remitidas a la Procuraduría Federal de Protección al Ambiente (Profepa) para su investigación y posible sanción.
“Existen diferentes casos, desde el robo de arena, el tema de caza ilegal, saqueo de madera, tala clandestina, por habitar sin concesión en zona federal, por construcción y hasta el tema del zoológico”, aclaró.
Aseguró que es indispensable trabajar en disminuir las emisiones contaminantes a la atmosfera para cuidar los mantos acuíferos, así como respetar los ciclos de veda de las especies y evitar la tala de árboles para no afectar la vida silvestre.
“Tenemos que ser respetuosos y entender que tenemos que convivir de la mano con los entornos naturales”, expuso. Por otra parte, reconoció el trabajo que se realiza en los campamentos tortugueros para conservar las especies y aseguró que, cada quien desde su trinchera, debe cuidar el aspecto legal y ecológico para mantener el equilibrio natural del medio ambiente.
Aclaró que la Semarnat es 100% normativa, por lo que se encarga de ver que no se autoricen trabajos en sitios Ramsar (humedales que son reconocidos por ser de gran valor, no solo para el país o los países en los que se ubican sino para la humanidad en su conjunto) y de esa forma evitar lo que ocurrió en anteriores administraciones con autorizaciones viciadas que provocaron la tala ilegal de manglar en la Laguna de Términos, cuyo proceso aún continúa.
Detalló que a la Semarnat solo le corresponde coadyuvar con la Procuraduría General de la República (PGR) así como con la Profepa para que ellos lleven a cabo la investigación.
“Nosotros tenemos que ser vigilantes para que las autorizaciones que se otorguen sean conforme a la ley, pero a la Profepa le corresponde seguir la vigilancia y a la Comisión Nacional de Áreas Naturales Protegidas (Conanp) le toca determinar cuáles son las zonas que se van a resguardar”, expuso.
Indicó que en áreas de protección, como son Los Petenes, Calakmul o Los Pantanos de Centla, se tiene una normativa en la que se detalla cuáles son los proyectos permitidos.
“Hay proyectos que se aprueban parcialmente, como maderables, impacto ambiental y concesiones; algunos son aprobados y otro no”, finalizó.