Con quejas y sin proyecto de obras, alcalde exponen propuestas de ingreso

6
Intervención, a la defensiva, de Pablo Gutiérrez Lazarus.

Con lamentaciones, acusando persecución, de malas interpretaciones y anunciando disminución de obras, ayer se presentaron a comparecer los presidentes municipales de Carmen, Calakmul y Palizada, mientras que en Escárcega, el recién nombrado presidente municipal, reveló haber encontrado deficiencias administrativas al asumir la alcaldía.
El primero en defender su iniciativa de Ley de Ingresos fue el alcalde de Carmen, Pablo Gutiérrez Lazarus, quien utilizó el recurso de la victimización quejándose de una campaña mediática en su contra ante los tiempos político-electorales que se están viviendo, retando a quienes lo critican de visitar el municipio y constatar que sí ha trabajado.
Luego de señalar que la propuesta de mil 434 millones 062 mil 833 pesos para el 2018 representa un ligero incremento para el municipio.
En medio de dos conflictos, con comerciantes locales que han visto clausurados sus locales y policías municipales que no reciben sus pagos, el alcalde panista negó que las acusaciones sean ciertas, invitando a que se haga una investigación a fondo al interior de la administración.
Sin mayores argumentos que el de ser víctima de ataques políticos, el edil aseguró que la clausura de comercios en Ciudad del Carmen se debe a la falta de pago de impuestos y en el caso de los policías, negó el problema y después argumentó ajustes administrativos en los pagos de bonos.
En torno a la aprobación legislativa para que pueda contratar un financiamiento con el cual podrán reestructurar la deuda pública, Gutiérrez Lazarus garantizó que el próximo viernes se estará realizando el taller para dar a conocer las bases de la licitación y poder bajar la tasa de intereses de la deuda.
Reconoció estar a la espera de recibir las participaciones correspondientes al mes de diciembre para poder subsanar los pagos de fin de año, sobre todo el pago de los aguinaldos, a pesar de la recomendación que se les dio el año pasado para que realizaran una estrategia de ahorro para tener garantizados estos pagos al personal sin tener que depender de factores externos.
“Ahorita todavía no nos llegan las participaciones de diciembre, en cuanto lleguen podremos hablar de que ya contamos con el dinero de los aguinaldos, tenemos mil 500 trabajadores sindicalizados y somos 480 de confianza, la nómina se redujo de 18 a 13 millones de pesos en comparación con la administración anterior”, justificó.
En toda su intervención, el alcalde no dejó de quejarse del presunto linchamiento político y a estas alturas de su gobierno, emprendería gestiones ante legisladores federales para realizar obras en comunidades.
Antes de retirarse del recinto legislativo, desestimó los señalamientos hechos por diputados en torno a su mal desempeño administrativo, asegurando que si no fuera apto para el cargo no estuviera ahí.

Carlos Collí Cuevas, presidente municipal de Escárcega.

IRREGULARIDADES EN PASADA ADMINISTRACIÓN DE ESCÁRCEGA
En el turno del presidente municipal de Escárcega, Carlos Collí Cuevas, quien de entrada aceptó haber encontrado diversas irregularidades en la administración de la cual tomó el control hace cuatro meses ante la salida por licencia definitiva de Atilano Mosqueda Aguayo.
En entrevista, aseguró que había 40 personas que no estaban desempeñando una función específica y sí estaban percibiendo un salario, por lo que ya fueron dadas de baja, además de la falta de pago al Instituto Mexicano del Seguro Social por 10 millones de pesos, deuda que ya fue sometida a un convenio para subsanarla. Misma situación con el Servicio de Administración Tributaria, aunque en este caso no detalló el monto que no fue enterado.
Incluso destacó que desde que asumió la responsabilidad del municipio han implementado un plan de austeridad, recortaron la nómina, concentraron los recursos en obras y servicios y ya la Contraloría Interna ha iniciado con las investigaciones para determinar responsabilidades para solventar las irregularidades encontradas por la Auditoría Superior del Estado.
Collí Cuevas reveló que el ingreso que están estipulando es de 305 millones 811 mil 101 pesos, que contempla un ligero incremento del tres por ciento en relación al monto del año anterior, derivado del aumento similar en las participaciones federales del Fortamun que ya fueron notificados.
“Estaremos trabajando en pavimentación, alumbrado público y servicios, tenemos ya proyectos preparados para presentar ante Gobierno Federal para bajar recursos alrededor de 200 millones con apoyos del Gobierno del Estado, los cuales van enfocados directos a infraestructura social”, comentó.

El alcalde de Calakmul, Juan González Chan.

Tercero en el orden de presentación ante los diputados fue el alcalde de Calakmul, Juan González Chan, quien anunció que para el 2018, pese al rezago que existe en su municipio, habrá menos obras en beneficio de las comunidades, reconociendo que solo 60 de 82 de ellas cuentan con red de agua potable y electrificación.
Explicó que no estarán creando nuevos impuestos y los incrementos a los ya existentes son los que estipulan la ley, como el tres por ciento en el valor catastral para subir la recaudación en un 10 por ciento, mientras que en el agua potable, pese a no tenerla disponible en todas las comunidades, presentan un ajuste en la propuesta.
Su propuesta integra 215 millones 906 mil 393 pesos, y aunque reconoció que en las participaciones federales tienen un incremento del 8 por ciento, advirtió que se realizarán menos obras sociales y menos acciones de apoyo, dedicándose a extender la red de agua, electrificación y algunos trabajos en los comedores escolares, además de mantenimiento en algunas zonas de la cabecera municipal.
Desestimando las críticas a su administración, señaló que en el año que transcurre solo pudieron hacer “casi dos obras” en cada comunidad, aunque no alcanzaron a cubrir las 82 que integran el municipio, dejando en claro que para el 2018 tampoco podrán cubrir las necesidades de los pobladores.
Cerrando la ronda de alcaldes panistas, Pedro Ayala Cámara anunció que su propuesta de ingresos presentada va sobre los 122 millones de pesos, cuatro más que el 2017, advirtiendo que posiblemente haya menos obras, poniendo todo en manos de los diputados locales y federales para que le envíen recursos.
Garantizó el pago de aguinaldos para el personal del Ayuntamiento y dijo que ya finalmente han podido regresar a sus oficinas, luego de que los empleados y ex trabajadores las mantuvieran cautivas para poder recibir sus liquidaciones correspondientes y en protesta por presuntas irregularidades administrativas.

Información: Daniel Castillo