Comparten procedimiento para reclasificación de tarifa eléctrica

9
Senador Daniel Gabriel Ávila Ruiz.

Por Daniel Castillo

El senador Daniel Gabriel Ávila Ruiz, principal promotor del cambio de tarifa de energía eléctrica en Mérida, Yucatán, ofreció una rueda de prensa junto a legisladores locales panistas, dónde explicó el procedimiento que siguieron para lograr está reclasificación que los llevó de la 1C a 1D.
Detalló que la capital yucateca concentra el 50 por ciento de la población de la entidad, y este proyecto les llevó prácticamente 10 meses desde que iniciaron con las gestiones, hasta lograrlo en octubre, convirtiéndose en la primera ciudad de la Península en obtener la tarifa más baja.
“Como ya sabrán, todo el sureste de México presenta temperaturas muy altas. Lo primero que hicimos fue revisar en el estado de Yucatán, qué instituciones estaban certificadas para medir las temperaturas, concretamente en caso de Mérida, que son el Servicio Meteorológico Nacional (SMN) y la Comisión Nacional del Agua (Conagua)”, señaló.
Reveló que, de entrada, las instituciones que estaban midiendo las temperaturas en Mérida tenían los aparatos obsoletos, lo que reflejaba resultados no óptimos. Posteriormente investigaron que en la capital de Yucatán existe un destacamento de la Fuerza Aérea Mexicana que tiene los aparatos más sofisticados para medir las temperaturas.
“El único problema que tenían es que no estaban certificados por el SMN o la Conagua; lo primero que hicimos fue certificarlos. Una vez que le dieron validez a sus mediciones, pasamos a cumplir con lo establecido por Segob y Hacienda para poder modificar la tarifa a una más baja”, precisó.
Este acuerdo publicado en el Diario Oficial de la Federación señala que en tres años consecutivos y, en cada año, en al menos dos meses consecutivos, se hayan presentado temperaturas mayores a los 31 grados en los meses de mayores temperaturas desde marzo hasta finalizar el verano, lo cual fue documentando.
Reconoció que realizaron muchas gestiones ante el Senado de la República y enviaron diversos puntos de acuerdo pero no fructificaron porque no se cumplía con lo establecido por la Secretaría de Gobernación y de Hacienda.
“Ya con los documentos, acudimos a la Comisión Federal de Electricidad, entregamos las mediciones el 26 de julio del 2017, iniciando formalmente el trámite y apoyados por un nuevo Punto de Acuerdo que se aprobó por unanimidad, se pudo bajar la tarifa de la 1C a 1D”, puntualizó.
Finalmente recomendó seguir el camino con el cual lograron la reducción de las tarifas, comenzando por revisar si los aparatos de medición de las instituciones autorizadas y certificadas por Conagua y el Servicio Meteorológico Nacional no se encuentran obsoletos, por lo cual sus mediciones no son las precisas para lograr este cometido en Campeche.