Balance positivo, en la recta final del proceso electoral 2018

27

ENTREVISTA

Por: Daniel Castillo

Con un balance positivo en cuanto a la organización y la participación ciudadana, un panorama nacional democrático, asignaturas pendientes por atender en los próximos meses y reformas a las leyes electorales que dieron buenos resultados, el Instituto Nacional Electoral (INE) en Campeche declarará por concluido el proceso electoral federal 2017-2018 el próximo 30 de agosto.
Así lo dio a conocer en entrevista el secretario técnico de la institución, José Luis Aboytes Vega, quien expuso cuáles fueron los aciertos de la reforma a la Ley General de Instituciones y Procedimientos Electorales (LGIPE) del 2014, y cuáles son los temas que deben profundizarse para una nueva reforma.

¿Cuál es el balance que hace el INE ya en la recta final del proceso electoral, tomando en cuenta los cambios a la legislación?
Por supuesto, el balance es positivo. Ya estamos en la parte final del proceso electoral federal y en el caso de Campeche, nos encontramos en la etapa donde se resuelven las controversias derivadas de las inconformidades con los resultados, con las constancias de asignación y esto está en manos de los tribunales, tanto del ámbito federal como local.
Es un buen momento para reflexionar en torno a lo que ha significado el proceso electoral en general, a los efectos positivos de la reforma electoral del 2014 y algunos de sus artículos que por primera vez se implementaron en esta elección presidencial y, por supuesto, hacer un análisis de los procedimientos, de aquellas actividades que ameritan una atención mayor por parte de las autoridades en todos los ámbitos de Gobierno.
Quiero empezar por recordar que con base en la reforma política electoral del 2014, en esta elección del 2018 tuvimos la posibilidad de que los mexicanos radicados en el extranjero emitieran su voto para la elección de senadores, esto es, sin duda, un avance importante para garantizar el derecho al sufragio para quienes radican en el extranjero.
Es importante mencionar que hubo elecciones concurrentes en Campeche, y eso es una actividad que de manera permanente está a cargo del INE que se avocó a la revisión de los informes de precampaña, de campaña, tanto de las candidaturas federales como estatales.
Es la primera vez en la historia del INE que en tan poco tiempo se formulan los informes y las resoluciones de todos los candidatos a nivel nacional. Otra de las novedades que también tuvimos fue el hecho de que pudimos instalar una casilla de tipo especial en una institución hospitalaria, procurando el derecho a votar de aquellas personas, que con motivo de sus actividades profesionales en el área médica se vieron impedidos para salir a votar el 1 de julio.

Campeche siempre se ha destacado por su participación en los procesos, ¿Cómo se registraron los resultados en esta elección?
Para el estado de Campeche, el INE a través de su Junta Local y Juntas Distritales, logró obtener el primer lugar en la participación ciudadana para una elección que no fuera de Gobernador, el quinto lugar en cobertura del Padrón y Lista Nominal de Electores, es importante resaltar que una vez más el INE en Campeche logró instalar el 100 por ciento de las casillas aprobadas para la jornada electoral y que recibió el 100 por ciento de los paquetes electorales con los expedientes de las elecciones de cada una de éstas.
Gracias a los trabajos profesionales que llevó a cabo el INE a través de su Junta Local y sus Juntas Distritales, damos cuenta a la ciudadanía que el Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación (TEPJF), confirmó los resultados de los respectivos cómputos y el saldo es a favor, puesto que tenemos cero casillas anuladas en los juicios que se presentaron.
Una vez más ha quedado corroborada la ventaja y funcionalidad de que sea una sola mesa directiva de casilla, un solo órgano integrado por funcionarios designados de manera aleatoria, quien recibió la votación de todos los ciudadanos campechanos. Por supuesto, estuvimos pendientes del Programa de Resultados Electorales Preliminares (PREP), que fue un instrumento más a la confianza del trabajo de la institución en la veracidad de los resultados que se dieron a conocer desde la noche del domingo 1 de julio hasta la noche del lunes dos de julio.
Los resultados están a la vista de todos, ésta la podemos calificar como la elección más transparente que hasta el momento haya realizado el INE, mucha de la información y documentación está disponible, a través de la página de internet www.ine.mx, y ahí se puede obtener toda la información.

¿Cuáles son los temas que se pudieron identificar que requieren mayor atención y que darían pie a nuevas revisiones y ajustes a la Ley Electoral?
Por supuesto que es una labor en la que deben de participar de manera abierta las autoridades administrativas, las autoridades jurisdiccionales, para coadyuvar con las autoridades legislativas, en la revisión y el diseño de la normatividad electoral que nos rige.
Como en el caso de la reelección, que hubo algunas lagunas que fueron colmadas por criterios de los tribunales estatales o federales, en cuanto a la posibilidad de que un candidato fuera separado del cargo para darle la posibilidad de contender por un puesto de reelección o que se mantuviera en el cargo y simultáneamente llevar actividades de campaña fuera de los horarios de trabajo oficiales.
Creo que esta es una cuestión que no debe de quedar a criterio de un Tribunal, sino que debe de estar plasmado en la propia ley, y eso nos va a traer mayor certeza y una mayor tranquilidad para todos los aspirantes o funcionarios, que de manera legítima buscan reelegirse en sus cargos y que la ley les ampara este derecho; lo que creo que debe hacerse es dejarlo plasmado claramente en la ley para tener claro cuáles son los límites para que un funcionario que quiera reelegirse y los alcances de las actividades de campaña que puede realizar en su cargo.
Otra de las asignaturas pendientes desde hace muchos años es el tema del financiamiento público para los partidos políticos, quienes reciben financiamiento federal, estatal, privado; es decir, son sin duda entidades de interés público, pero creo que ya la etapa histórica en la que nos encontramos, los ciudadanos demandan una asignación del gasto de manera más racional, es un tema susceptible de revisarse.
Otro tema que se encuentra en el debate público y que está pendiente de resolución es la forma de hacer efectiva la garantía que tienen los partidos de hacer uso de los tiempos del Estado en radio y televisión, porque hay algunas voces críticas que señalan que es infructuosa la llamada “spotización” de las campañas.
Es decir, las campañas en las cuales los partidos políticos y candidatos hacen una campaña publicitaria a base de spots que se transmiten en radio y televisión, en ocasiones sin contenido referido a su plataforma o propuesta de gobierno, sino a la descalificación o denostación del adversario político.

Este fue un proceso de novedades, ¿cuáles fueron de las más relevantes?
Dentro de las novedades importantes que tuvimos en el proceso electoral fue que por primera vez en la historia de las elecciones que ha organizado el INE, tuvimos tres debates presidenciales, en tres diferentes sedes, que permitieron a la ciudadanía conocer de mejor manera la postura de cada uno de los candidatos a la Presidencia de la República.
Creo que en este proceso como nunca antes, los ciudadanos tuvieron acceso a una mayor cantidad de información y, sobre todo, de ver por sí mismos las reacciones, las expresiones, las manifestaciones de los candidatos en vivo, y eso les permitió hacerse una idea más clara de por quién podrían emitir su sufragio.

Ante el nuevo esquema de gobierno que se presentará a partir del 1 de diciembre, ¿cuál será la postura y el papel del INE ante los posibles cambios?
El INE es un organismo público autónomo, independiente en sus decisiones y en su funcionamiento, sin embargo, no es ajeno al marco constitucional y legal que rige a las actividades del sector público. Esto significa que cualquier tipo de reforma constitucional o legal que venga en lo sucesivo, y que modifique las estructuras o los procedimientos, o el financiamiento, o la rendición de cuentas, será por supuesto acatada por el INE y se tendrán que hacer las modificaciones que en su caso se lleguen a aprobar.
Es decir, si bien el INE es autónomo, por supuesto que está sujeto al marco constitucional y legal que aprueben los integrantes del Congreso de la Unión, y en ese sentido habrá de adaptarse también a los cambios que se lleguen a dar en la administración pública federal.
Estamos dispuestos a participar en el debate, a brindar nuestros puntos de vista, y a colaborar y coadyuvar en la construcción de una administración que rinda los mejores resultados en beneficio de la ciudadanía.