Atención médica a refugiados

35

Los más de 400 migrantes guatemaltecos que están asentados dentro de la franja limítrofe del Estado de Campeche no representan hasta ahora un problema sanitario, sin embargo se mantiene el seguimiento epidemiológico, consideró el secretario de Salud, Rafael Rodríguez Cabrera.
El asentamiento irregular se encuentra en la línea divisoria entre Guatemala y México, cerca de la localidad “El Desengaño”, perteneciente al municipio de Candelaria.
El galeno expuso que desde hace dos años que llegaron a la zona, se ha hecho vigilancia epidemiológica, como parte de las acciones que aplica la Secretaría de Salud estatal y también la dependencia federal, así como el Instituto Nacional de Migración (INM) con el fin de que se cumpla con todas las normas y sobre todo, cuidar los derechos humanos de la gente que ahí toda se encuentra.
Entre las acciones que se llevan a cabo en la zona, está la nebulización para evitar enfermedades como paludismo, dengue, zika y chinkungunya; se vacuna a los niños, se vigila la evolución de mujeres embarazadas, se les lleva pláticas de orientación y también hay un dispensario médico donde acuden las brigadas una vez a la semana y durante 15 días para la atención.
“Para el caso de las embarazadas se les otorga cuidados y los medicamentos que requieran, incluso ya hubo nacimientos en esa zona y se les atiende tanto en la localidad de El Desengaño o en la cabecera municipal de Candelaria”, mencionó.
“Entonces está cubierta la atención médica y cuando se requiere, se les traslada al poblado de El Desengaño para alguna valoración médica”, añadió.
Comentó que ha tenido la oportunidad de platicar con los refugiados y están muy contentos con la ayuda humanitaria que se les brinda.
Finalmente, Rodríguez Cabrera aseguró que han sido importantes las acciones en favor de los migrantes, pues el gobernador Alejandro Moreno Cárdenas ha dado las instrucciones precisas para sumarse al esfuerzo de salvaguardar los derechos del grupo de guatemaltecos.