Advierten daños a la salud por deshidratación severa

26
En temporada de calor la gente debe incrementar el consumo de líquidos.

Anabel Martínez Torres

Al señalar que durante los meses con las temperaturas más álgidas del año, el 90 por ciento de las atenciones que brinda el Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS) corresponde a niños y adultos mayores, el jefe de Prestaciones, Francisco Rodríguez Ruiz, exhortó a la ciudadanía reforzar la ingesta diaria de líquidos, al menos ocho vasos de agua al día, equivalente a los 2 litros de agua.
Ante las incipientes temperaturas que han comenzado a registrarse en la entidad, que superan los 38 grados centígrados en algunas zonas del Estado, Rodríguez Ruiz señaló que la ingesta de agua debe realizarse incluso sin sentir sed, sobre todo por aquellas personas que debido a la actividad física que realizan están expuestas continuamente al sol.
Para estos últimos sugirió, optar por las primeras horas de la mañana o en la tarde a partir de la puesta de sol.
“Tomar en cuenta que está iniciado la temporada de calor y secas en nuestra entidad por lo que la deshidratación es más propensa y con mayor rapidez y aunque la deshidratación afecta a toda la población, son a los niños menores de un año y los adultos de más de 65 años los más propensos a sufrirla y a tener complicaciones de salud de no ser atendidos oportunamente”.
La deshidratación es la falta o pérdida excesiva de líquidos o electrolitos en el organismo, entre los síntomas destacan la presencia de sed que es el mecanismo o respuesta natural del cuerpo, sensación de sofocación o falta de aire, dolor de cabeza y cuerpo, disminución de la orina, sensación de mareo e incluso vómito.
En caso de presentar síntomas, el afectado debe resguardarse del sol en un lugar ventilado y reponiendo los líquidos que su cuerpo necesita para su recuperación, en caso de no haber mejoría, acudir a la Unidad de Medicina Familiar.