DZITBALCHÉ Habrá artistas, bailes y sabor regional
Dinora Ixel Marín Mas (al centro) fue presentada como reina de la Feria de Nuestra Señora de la Asunción.

En rueda de prensa realizada en la Casa de la Cultura de esta ciudad fue presentada la señorita Dinora Ixel Marín Mas como reina de la edición 115 de la fiesta patronal de Nuestra Señora de la Asunción; también se dieron detalles de la cartelera que abarcará del 31 de julio al 24 de agosto, con participación de gremios y eventos artísticos y culturales de la región.

El párroco de la iglesia de Nuestra Señora de la Asunción de Dzitbalché, José Luis Yeh Euán mencionó que el 28 de julio al medio día bajarán la milagrosa imagen para cambiarle de atuendo y ofrecerle una misa; por la noche será coronada la reina de los festejos con la Magna Vaquería.

A partir de ese mismo día comenzará la llegada de los gremios a cargo del grupo Dinámica Matrimonial; el 2 de agosto le tocará turno a niños y catequistas, el 3 a los acólitos, el 4 a pueblos y Círculo Bíblico, el 5 al comedor “San Vicente de Paul”, el 6 a Juventud Católica, el 7 a profesionistas, el 8 a damas católicas, el 9 a Caballeros de María, el 10 a la Corte de María, el 11 a la Unión de Campesinos, el 12 a las señoras mestizas y el 13 de agosto a jóvenes y señoritas.

También, el miércoles 14 llegará el gremio de la Unión Obrera y por la noche comenzarán los preparativos para cantarle “las mañanitas” al amanecer el 15 de agosto, fecha especial de la Virgen de la Asunción.

Para este evento se tendrá la visita de católicos provenientes de todo el país que participarán en la misa y en la procesión por las principales calles de la ciudad.

Cabe mencionar que a las 18:30 horas del 15 continuará la visita de gremios, como el de Agricultores y Artesanos, el 16 estará el de Juvenil Obrera, el 17 niños de la familia Pech Sosa, el 18 los Carreteros del Campo, el 19 los abastecedores, el 20 la Flor de Maíz, el 21 barrio Alameda, el 22 Misioneros y Liturgia, y el 23 después de la misa de 7:00 de la noche volverán a subir la imagen a su altar.